Anthony Davis y Joel Embiid, bajo la lupa en una NBA que no puede detener las caída de sus estrellas

  • Disculpa el inconveniente.
    Algo salió mal.
    Inténtalo de nuevo más tarde.
·5  min de lectura
  • Disculpa el inconveniente.
    Algo salió mal.
    Inténtalo de nuevo más tarde.
Anthony Davis lleva 50 lesiones en toda su carrera y en esta temporada estuvo 47 partidos afuera de los Lakers
MediaNews Group/Pasadena Star-Ne

Es un momento delicado para la competencia. El show tiene algunas grietas que no pueden ser maquilladas con facilidad. Son demasiadas las estrellas que quedan el camino, se encienden los reflectores cuando las caídas son de actores tan determinantes. Y cuando las luces se quedan con Los Angeles Lakers y con Anthony Davis, las alarmas de la NBA comienzan a sonar. Es que las lesiones inquietan a todos los protagonistas y en la temporada 2021, con un calendario reformado por la pandemia, con una alta carga de emotividad y de desgaste físico, muchos se plantean cómo darle un poco de respiro a los jugadores para evitar que la salud de los deportistas esté tan al límite.

Boca: el futuro de Miguel Ángel Russo no está en riesgo porque el Consejo liderado por Riquelme asume culpas compartidas

La salud de Anthony Davis es un tema central por estos días. Si bien el pivote de los Lakers siempre tuvo que luchar con su cuerpo para poder estar en el más alto nivel, que pueda perderse el quinto juego de los playoffs ante Phoenix Suns (la serie está empatada 2-2), podría cambiar el rumbho de esa serie de playoffs. Davis sufre una distensión en la ingle de grado 1 y en la franquicia apuntan a poder contar con él en el sexto juego. Pero lo preocupante para el jugador es que su lesión número 50 en su carrera y que nunca pudo jugar todos los partidos en sus 9 temporadas en la competencia. Se perdió 150 partidos desde comenzó a jugar en la NBA, 108 partidos antes de siquiera llegar a Los Angeles y 47 tras su desembarco en la franquicia de California.

Ahora bien, no sólo se trata de Davis, sino que Joel Embiid también encendió la alarmas, aunque para Philadephia Sixers. El pivote camerunés tuvo que dejar el cuarto partido de la serie de playoffs ante los Washington Wizards (3-1 ganan los Sixers). Tras una tapón de Robin López apoyó mal su pierna derecha y sintió un fuerte dolor en la rodilla que lo obligó a ir al vestuario. En las próximas horas se conocerá la gravedad de la lesión, ya que este martes le van a realizar una resonancia magnética.

Más allá de estos dos casos, esta fue una temporada con muchas bajas importantes. LeBron James fue uno de los hombres que estuvo fuera del juego (26 partidos) y hasta declaró: “Nunca más podré estar al 100% de mis condiciones físicas”. También Kyrie Irving (16 partidos afuera) no pudo estar en todos los encuentros (aunque en su caso, la mayoría fue por razones personales), así como Paul George (15), James Harden (20), Donovan Mitchell (16) y Embiid (17).

Joel Embiid sufrió un fuerte dolor en la rodilla derecha
Tim Nwachukwu


Joel Embiid sufrió un fuerte dolor en la rodilla derecha (Tim Nwachukwu/)

En Denver Nuggets el impacto llegó con Jamal Murray que se quedó afuera de la temporada por una rotura de ligamentos de la rodilla izquierda. De la misma manera que Will Barton, otra pieza importante para Michael Malone, lleva inactivo 17 partidos, entre la temporada regular y los playoffs. El cimbronazo también lo sufrió Milwaukee Bucks, con Donte DiVincenzo, usualmente titular para el entrenador Mike Budenholzer. El escolta ya no jugará por el resto de esta temporada: sufrió una lesión severa en un tendón del pie izquierdo.

No es un tema menor para Adam Silver, el comisionado de la NBA, ya que sabe lo que implica que los grandes nombres se queden en el camino. Hacen cuentas todos y advierten que la intensidad de la competencia obedece al negocio que no debe caerse. Por la pandemia, en 2020, para evitar pérdidas mayores a 1000 millones de dólares, se elaboró la burbuja de Disney que les permitió terminar la temporada y puso a los Lakers en lo alto del podio.

LeBron James estuvo más de 20 partidos inactivo en los Lakers por lesiones
Michael Owens


LeBron James estuvo más de 20 partidos inactivo en los Lakers por lesiones (Michael Owens/)

Los tiempos para seguir con la actividad obligaron a repensar todo, por eso apenas hubo 72 días de descanso para los jugadores entre una temporada y la otra. Los 82 partidos en 177 días que siempre estuvieron programados pasaron a 72 juegos de serie regular en 146 días, lo que implicó que los equipos tengan un promedio de casi tres partidos y medio por semana. Si bien algunas estadísticas indican que las lesiones bajaron un 5% respecto a la temporada anterior, hay un indicador que no les gusta demasiado a las franquicias, es que los All Stars se perdieron un 15% de los partidos, es el segundo peor registro de la historia de la NBA.

La liga se mezcló en los dos últimos años en una discusión social, por temas raciales, que la enfrentó abiertamente con el por entonces presidente Donald Trump. Los coletazos de esa “guerra”, podrían haber incidido en la marcada baja del rating. En busca de generar mayor tensión y atracción hasta el final de la serie regular, la NBA incorporó el formato de play in, por el que ahora son diez y no ocho los equipos que llegan al final con la posibilidad de entrar en los playoffs. Pero eso significó... más partidos. Y de mucho voltaje de adrenalina. La definición de los últimos dos clasificados de cada Conferencia para los playoffs generó críticas. Especialmente entre los equipos que tuvieron que jugar el play in. Por eso vale la posición de Mark Cuban, dueño de Dallas Mavericks, uno de los clasificados directos a los playoffs, que comentó: “Es una instancia que me parece que no ayuda, carga de más estrés a los jugadores y se arriesga demasiado de cara a la postemporada. Los jugadores deben jugar más partidos en menos días. Al repasar la determinación de este formato lo entiendo como un gran error”.

Copa América en Brasil: de la sorpresa inicial al rechazo de varios clubes, la opinión pública y la oposición a Jair Bolsonaro

La carrera por el anillo todavía no finalizó, queda mucho por recorrer. Los equilibrios de los equipos pueden definirse por las ausencias de sus estrellas. Las lesiones están dañando a todos, Adam Silver y compañía miran atentos cómo se resuelven las cosas. El show, como siempre, no apaga sus luces y parece que nada lo detiene.

Nuestro objetivo es crear un lugar seguro y atractivo para que los usuarios se conecten en relación con sus intereses. Para mejorar la experiencia de nuestra comunidad, suspenderemos temporalmente los comentarios en los artículos.