Aniversario número 72 de Superga: La tragedia aérea que unió a Torino y River Plate para siempre

Lucas Cárdenas Ultrilla
·3  min de lectura

Muchos lo definían como el mejor equipo del mundo por aquel entonces, hasta que todo cambió un 4 de mayo de 1949. La expedición del club turinés se disponía a viajar de regreso a Italia luego de haber jugado un amistoso ante Benfica en Lisboa en un vuelo que acabaría en desgracia. Aniversario número 72 años de la tragedia de Superga: El día que la historia del Torino cambió para siempre y en el que forjó su hermandad con River Plate.

 

Un Fiat G.212 de tres motores era el encargado de llevar los italianos vuelta a casa. Sobre las 10 menos cuarto de la mañana del 4 de mayo de 1949 se despegaba rumbo a Barcelona para recargar combustible y continuar con su plan de vuelo. Alrededor de las 16:55pm, la torre de control del aeropuerto de Aeritalia comunicaba al militar y piloto Meroni la dificultosa situación meteorológica que iban a vivir en su arribo a Turín. Las nubes rozaban el suelo y dificultaban la visión de una aeronave que tendría que realizar maniobras que no estaban pactadas. Los estudios realizados al siniestro marcaron a lo largo de la historia como 10 minutos más tarde, el avión que llevaba al Torino se estrelló contra la colina de Superga en un accidente que dejó 31 fallecidos y ningún superviviente. 

Valerio Bacigalupo, Aldo Ballarin, Dino Ballarin, Émile Bongiorni, Eusebio Castigliano, Rubens Fadini, Guglielmo Gabetto, Ruggero Grava, Giuseppe Grezar, Ezio Loik, Virgilio Maroso, Danilo Martelli, Valentino Mazzola, Romeo Menti, Piero Operto, Franco Ossola, Mario Rigamonti, Július Schubert, Arnaldo Agnisetta, Ippolito Civalleri, Egri Erbstein, Leslie Levesley, Renato Casalbore, Renato Tosatti y Luigi Cavallero son los nombres de quienes perdieron la vida en un vuelo que llevaba jugadores, dirigentes, personal de viajes y periodistas. 

Grande Torino y la hermandad con River

Italia se conmocionó entera. El Torino ya era matemáticamente campeón de liga a falta de 4 jornadas, por lo que sus rivales decidieron presentar equipos con juveniles en respeto a la memoria de todos y cada uno de quienes perdieron la vida en Superga. El Toro ganó aquellos encuentro en lo que fue una constante muestra de apoyo hacía un equipo que contaba con 10 de los 11 titulares de la selección italiana por aquel entonces. 

Este contenido no está disponible debido a tus preferencias de privacidad.
Actualiza tu configuración aquí para verlo.

Cuentan las crónicas como medio millón de personas se reunieron en la principal plaza de la ciudad para dar el último adiós a los héroes del Grande Torino. 22 días más tarde y en plena reconstrucción de un club al que le costaría desde entonces luchar por los primeros puestos, River Plate viajaba con todas sus figuras para jugar un amistoso de cara a recaudar beneficios para las familias de los fallecidos. 

2-2 terminó el partido que uniría para siempre a Toros y Millonarios. Di Stéfano y Ángel Labruna marcaron los goles en un amistoso que es recordado todos los 26 de mayo por ambos clubes. Al mismo tiempo y cada 12 meses, se hacen homenajes en la placa que lleva los nombres de los fallecidos cerca de la Basílica de aquella colina.

La vida futbolística del Torino dio un giro de 180 grados tras lo ocurrido aquella tarde. Los italianos ganaron apenas 4 títulos en los últimos 72 años (Solo una Serie A) y han rozado incluso la desaparición. Sea cual sea su futuro más cercano, cada 4 de mayo el mundo del fútbol recuerda a quienes conformaban el Grande Torino, uno de los mejores equipos que haya tenido este deporte y que perdió la vida en el siniestro de Superga.