Alcalde de Río de Janeiro critica Copa América, dice habrá partidos dependiendo de situación COVID

·2  min de lectura
IMAGEN DE ARCHIVO. Vista general del Estadio Maracaná, en Río de Janeiro, Brasil

RÍO DE JANEIRO, 4 jun (Reuters) - El alcalde de Río de Janeiro, Eduardo Paes, calificó el viernes de inoportuna la realización de la Copa América en Brasil y puso en duda la disputa de partidos en la ciudad si los casos de COVID-19 siguen subiendo.

El funcionario dijo que hasta el momento la organización no se contactó con las autoridades de Río, que según el cronograma albergará ocho partidos de la Copa, incluyendo la final en el Maracaná el 10 de julio.

El alcalde dijo que los organizadores deben basarse en el decreto de aislamiento social que se extiende hasta el 14 de julio, que permite que los partidos se jueguen sin público. Sin embargo, Paes sostuvo que si la pandemia se sale de control en la ciudad, emitirá un nuevo decreto que podría afectar la competencia.

"Ni siquiera sé cuándo serán los partido de la Copa América en Río, y si para entonces la situación empeora y cambia el decreto, cambiará y se acabó", dijo Paes a periodistas.

"No pedimos la Copa América y si me preguntan mi opinión, creo que un gran torneo como este es un poco inapropiado. Ahora, no voy a hacer nada contra la Copa América", agregó, señalando que la ciudad ha sido sede de partidos en otras competiciones, como la Copa de Brasil, la Libertadores y el Brasileirão.

Brasil fue elegido inesperadamente como sede de la Copa América el lunes después de que Colombia y Argentina declinaran organizar el torneo, que por primera vez en la historia iba a jugarse en dos países.

La elección de Río como una de las ciudades sede, junto con Brasilia, Cuiabá y Goiânia, fue acordada por el gobierno federal con el gobernador de Río de Janeiro, Cláudio Castro.

Esta será la segunda vez consecutiva que se realice el torneo en Brasil, que hasta el jueves sumaba casi 470.000 muertes por el coronavirus, la segunda mayor cifra de decesos en el mundo solamente por detrás de Estados Unidos.

El Estado de Río de Janeiro ya tiene casi 880.000 casos de COVID-19 y más de 51.000 muertos, la mayoría de ellos en la capital.

(Reporte de Rodrigo Viga Gaier. Editado en español por Javier Leira)