Aficionados de la Jaiba Brava arman fiestón y retan al Covid-19

·2  min de lectura

CIUDAD DE MÉXICO, diciembre 17 (EL UNIVERSAL).- Cientos de aficionados acudieron a los alrededores del Estadio Tamaulipas, desobedeciendo las indicaciones preventivas contra el Covid-19, con una gran fiesta de apoyo a la Jaiba Brava del Tampico Madero, que disputa el partido de ida de la final de fútbol de la Liga de Expansión, contra Atlante.

Los aficionados recibieron el autobús que trasladó al equipo local y se mantuvieron afuera del estadio, que se ubica en el municipio de Ciudad Madero, debido a la prohibición de público en el interior.

Los integrantes de la porra Terrorizer encabezaron el festejo con batucada, cuetes y enormes banderas para manifestar el apoyo a la Jaiba Brava.

Esta situación provocó polémica en las redes sociales debido a la pandemia por Covid-19, que mantiene estancados en Fase II de reapertura económica a los municipios del sur de la entidad.

"Después no culpen a nadie, cada quien es responsable de su vida", señaló en Facebook Nora Sierra de Infante; mientras que Jesús González escribió que, "a todas las funerarias de la zona sur les gusta esto, ya han de estar cerrando pedido de ataúdes".

También Garibay Yannet se unió a los cuestionamientos, "y la autoridad? Es ahí donde se ve la cultura y el verdadero papel que juegan nuestras autoridades".

Aunque también los aficionados reaccionaron molestos ante las críticas, como Pedro Alonso Gallegos: "Yo creo que cada quien tiene derecho a hacer de su vida lo que quiera, no los entiendo tanta crítica. No he oído que ningún aficionado haya muerto por eso".

Hasta la noche del jueves la Secretaría de Salud de Tamaulipas reporta a nivel estatal un total de 38 mil 173 casos positivos de Covid-19, con 33 mil 145 recuperados y 3 mil 190 defunciones y constantes llamados a la población de la titular, Gloria Molina Gamboa, "las reuniones sociales y la aglomeración de personas sin respetar las medidas de seguridad sanitaria han desencadenado un aumento en el número de contagios y complicaciones graves", por lo que insistió en evitarlas y quedarse en casa el mayor tiempo posible.