Aficionados podrán comer y beber con medidas de sanidad en el Clásico

·2  min de lectura

GUADALAJARA, Jal., marzo 12 (EL UNIVERSAL).- Todo está listo para que las 12 mil personas que observarán de manera presencial el partido entre Chivas y América, tengan una experiencia diferente a la que estaban acostumbrados antes del Covid-19, ya que cambiarán muchos aspectos desde la llegada al estadio, la entrada al mismo pasando los diferentes filtros, así como el comportamiento en el interior.

En la prueba que realizó el Guadalajara en los pasados cuartos de final ante el América, a diferencia de la reapertura ahora, es que los asistentes podrán comer algo, así como beber refresco, agua o cerveza. En la prueba no se vendió nada por disposición oficial. La gente que esté en palcos tendrá una zona definida para poder tomar y comer, ya que en su lugar no podrá hacerlo por sanidad. La compra de los esquilmos será vía electrónica, para evitar lo más posible el contacto.

Los palcos estarán utilizando únicamente el 50 por ciento del aforo, es decir, quien tenga uno de 12 personas, solamente tiene derecho a seis con la tarjeta "Sana Distancia". Dentro de los palcos se podrá comer, beber y a diferencia de la gente de tribuna, aquí sí hay venta de alcohol. Dentro de la seguridad que habrá en el Estadio del Guadalajara, antes, durante y después será de 800 personas entre Policía 350 municipal de Zapopan, seguridad privada así como protección civil y bomberos.

Como sucedió en el partido pasado ante el América también estarán instaladas las pantallas de calor, las pistolas térmicas en los diferentes filtros, gel antibacterial, habrá guantes también por cualquier necesidad, así como mesas de detección de Covid-19. Si alguna persona en la prueba rápida sale positivo, ya la autoridad en salud se hace cargo del tema y hasta ahí termina la labor de Chivas. Todo el aficionado que va al estadio llena un formulario de salud, donde pone todos sus datos porque luego serán contactados para darle seguimiento a un posible positivo de Covid.