La aerolínea australiana Qantas celebra su centenario en plena pandemia

Agencia EFE
·2  min de lectura

Sídney (Australia), 16 nov (EFE).- La aerolínea australiana Qantas, la más antigua del mundo tras la holandesa KLM y la colombiana Avianca, celebra este lunes su primer centenario de existencia con un futuro incierto debido a la pandemia de la covid-19, que ha golpeado duramente a la aviación comercial.

Debido a las restricciones y cierres de fronteras por la pandemia, Qantas registró unas pérdidas de 4.000 millones de dólares australianos (2.900 millones dólares estadounidenses o 2.422 millones de euros) en ingresos solo en la segunda mitad del año fiscal 2020, que culminó el 30 de junio.

Los malos resultados se produjeron después de que la aerolínea tuviera que dejar en tierra unos cien aviones al cancelar todos sus vuelos internacionales y redujera sus operaciones domésticas al 20 por ciento respecto a los niveles anteriores a esta crisis sanitaria.

La aerolínea, que opera el 80 por ciento de sus vuelos en Australia, también anunció sus planes de recortar 2.500 puestos de trabajo en Qantas y en su subsidiaria de bajo coste JetStar, que se sumarían a la reducción de 6.000 empleos ya anunciados en junio pasado.

El director ejecutivo de Qantas, Alan Joyce, recordó este lunes que la aerolínea estaba realizando vuelos sin escala de larga distancia desde Australia a Nueva York y Londres antes de la pandemia.

Pero agregó que, a raíz del cierre de fronteras internacionales y restricciones de viaje en Australia por la crisis sanitaria, el reto este año fue el poder volar entre Sídney y Melbourne o hacia otras capitales estatales del país oceánico.

Joyce, quien también remarcó que a lo largo del 2020 Qantas ha realizado más de cien vuelos "para traer a casa a la gente varada en los países con covid con personal voluntario", enfatizó que la aerolínea para recuperar la actividad en cuanto se levanten las restricciones.

Australia llegó a prohibir los viajes entre estados, pero recientemente ha comenzado a relajar las restricciones de viaje, tras controlar la segunda ola de covid-19 por el rebrote en la ciudad de Melbourne a finales de junio.

Las autoridades también crearon un corredor aéreo con Nueva Zelanda y prevé crear burbujas de viaje con países de Asia que mantienen bajas infecciones de coronavirus.

Qantas, siglas en inglés de Queensland and Northern Territory Aerial Services, fue fundada por dos veteranos del Cuerpo Aéreo Australiano Hudson Fysh y Paul McGinness junto al ganadero Fergus McMaster en la remota localidad de Winton, en el estado nororiental de Queensland, tras el fin de la Primera Guerra Mundial.

Las celebraciones por el centenario de esta aerolínea, considerada como una de las más seguras del mundo, se limitaron por la covid-19 a un sobrevuelo de la bahía de Sídney

(c) Agencia EFE