Aduriz "seguro" de que sus excompañeros le "van a dar una alegría"

Agencia EFE
·3  min de lectura

Bilbao, 1 abr (EFE).- El ariete internacional del Athletic Club Aritz Aduriz se mostró este jueves "seguro" de que sus excompañeros le "van a dar" este sábado en la final de la Copa del Rey de 2020 ante el Real Sociedad en Sevilla "una alegría".

"Yo les veo muy bien, tienen un bagaje a sus espaldas que les hace afrontar estos partidos de tanta tensión de la mejor manera posible y seguro que nos van a dar una alegría", dijo el donostiarra, con confianza en la plantilla rojiblanca.

"Estos días lo que quieres es estar con chispa, fresquito y llegar al partido con ganas y esa chispa que se necesita. Entrenar lo justito y que te quedes siempre con ganas de un poquito más porque lo importante es el partido del sábado", añadió, mirando a ras de césped como entrenaba a la plantilla rojiblanca.

Aduriz está en Sevilla como invitado del club bilbaíno y participó en el programa que el Athletic ha ofrecido a través de su canal de comunicación durante el entrenamiento que llevó el conjunto rojiblanco en la Ciudad Deportiva Sevilla FC.

El ya exjugador, retirado el año pasado por una lesión de cadera, recordó "las ganas" que tenían la temporada anterior "de jugar esta final histórica, que no ha sucedido nunca" antes de que lo impidiese la pandemia de covid.

Para Aduriz, el más clásico de los derbis vascos es uno de los partidos más importante que pueden jugar, sino el que más, para los futbolistas de Athletic y Real. "Si poder jugar un derbi ya es algo grande, imagínate jugarlo en una final de Copa. Probablemente sea la mejor final que puedas elegir", confesó.

El exgoleador rojiblanco lamentó que, "por desgracia, se ha pasado mucho tiempo con la esperanza de que la situación mejorase un poco y no ha podido ser" jugar la final con público. Lo que considera "una pena porque iba a ser una fiesta para todo el mundo".

"Todos asumimos la situación con naturalidad, que era totalmente inasumible y que se tenía que aplazar el partido. Había esperanzas que de que la situación fuese a mejor y pudiésemos vivir una final con público y que toda la gente pudiese disfrutar de esta fiesta", recordó.

Aún con todo, y ya que "se tiene que jugar así", está "con ganas de que se dispute y a ver que pasa" al final.

Aduriz asumió que en la despedida al Athletic de esta mañana al partir de Lezama no ha sido como debiera y se ha mostrado incluso autocrítico. Aunque también comprensivo con lo sucedido porque se debe a que "hay una ilusión desbordada" entre los aficionados rojiblancos con las finales de esta temporada.

"Es evidente que hay una ilusión desbordada, que llevamos mucho tiempo esperando este momento y a todos nos ha llevado esta mañana la ilusión del momento. Yo el primero, que en la redes sociales lo he transmitido", dijo.

Aunque aceptó que "ha sido un error de la ilusión del momento" y apuntó que: "todos tenemos que plantearnos la situación en la que estamos y ser un poquito cautos y ser responsables con la situación que vivimos. Y espero que este fin de semana sea así".

Aduriz se acordó de los excompañeros y cuerpo técnico del curso anterior que ya no están en el equipo y no podrán acudir a la final. "Por suerte, yo puedo estar aquí viéndola pero tenemos otros muchos que no van a poder verla y es una pena que todos los que fuimos partícipes no podamos animar el equipo y ver la final", lamentó.

(c) Agencia EFE