Adán quiere emular a Buffon

Agencia EFE
·2  min de lectura

Lisboa, 24 mar (EFE).- Antonio Adán, 33 años, el portero menos goleado de Europa con una media de 0,46 tantos encajados por partido en Liga, descarta su retirada y sueña con jugar, como mínimo, hasta la edad de Buffon, guardameta nacido en 1978.

El excanterano del Real Madrid, en una entrevista divulgada por las redes sociales del propio Sporting de Portugal, ha asegurado que "no iba a salir a cualquier sitio" cuando en agosto de 2020 se marchó del Atlético de Madrid.

Y tomó una decisión que fue "fácil", a pesar de que "podía haber renovado su contrato" en el Atlético.

La necesidad de jugar y su poca participación en el proyecto colchonero le motivaron a elegir el Sporting, que le "daba la posibilidad de estar en grandes partidos".

"Tenía compañeros que conocían la Liga Portugal que a mí me apetecía porque es competitiva. Hablé con personas de aquí", matiza.

Algunos de esos compañeros, como el lateral derecho Pedro Porro, le acompañan hoy también en los vestuarios y la relación entre todos "es buenísima".

"Todo el mundo destaca eso, que tenemos un equipo fantástico, con una mezcla de veteranía y juventud" en la que los jóvenes, como los defensas Eduardo Cuaresma o Gonçalo Inácio, ambos de 19 años, "aportan mucha alegría al vestuario".

A ellos quiere transmitirles "seguridad" para que "sepan que hay alguien y tengan la confianza de jugar libremente. Que sientan que, si hay un balón al aire, Antonio va a salir a por él y que, entre todos, ganaremos el partido".

Sobre su relación con el entrenador, Rúben Amorim, Adán agradeció la confianza depositada en él, que considera que es "total", y la relación "cercana" del joven técnico con la plantilla.

El portero, que siente que se encuentra "en su mejor momento", tanto físico como mental y de madurez, descarta, a sus 33 años, la idea de retirarse.

"No me siento viejo, pero sí es cierto que la gente ve que estás al final de tu carrera porque vas teniendo unos años", y tiene la esperanza de jugar como mínimo, hasta la edad del italiano Buffon, de 43 años, diez más que él, y volver a ver las gradas llenas.

"Es lo que peor llevamos. Para mí el fútbol está hecho para los aficionados, que dan muchísima emoción a un partido". Con su ausencia, como mínimo, hasta mayo, "se hace mucho más frío, el partido es más lento, se oye todo. Falta algo y son ellos".

(c) Agencia EFE