Abierto Británico: el mal paso de Tiger Woods y Emiliano Grillo, que se despidieron rápido de Portrush

LA NACION
lanacion.com

Insinuó un repunte, pero Tiger Woods se despide del Abierto Británico antes del fin de semana. Si bien hoy pudo controlar mejor las trampas de Royal Portrush, en Irlanda del Norte, el campeón de 15 majors se terminará yendo del último torneo de Grand Slam del año antes del fin de semana. Lo mismo para Emiliano Grillo, único argentino en el certamen, que tampoco pudo hacer pie.

Tiger saludó al público en el hoyo 18 dando un resoplido con rostro serio, el retrato mismo de la frustración. Mientras tanto, una tenue lluvia le caía sobre su gorra. Fue el adiós para un torneo que no quedará en sus mejores recuerdos. Lo condenó una mala primera vuelta, donde firmó 78 golpes (+7). Yl a tarjeta que firmó este viernes (70, -1) no le alcanzó, por lo que totalizó 148 (+6), insuficiente para un corte clasificatorio que por ahora está fijado en +1.

El norteamericano JB Holmes y el irlandés Shane Lowry son los líderes, con un total de -8

Para el ex N° 1, esta experiencia en Royal Portrush fue su 21° participación en el Open y su tercer corte no superado en este certamen. También lo había padecido en Turnberry 2009 y St Andrews 2015. Pero vivió la gloria en tres ocasiones: St Andrews 2000, St Andrews 2005 y Royal Liverpool 2006, cuando se consagró "Campeón Golfista del Año", la tradicional denominación que le da a un jugador que se corona en la cita más antigua.

Más allá del mal paso del californiano en este ocasión, la temporada 2019 ya es óptima para él, desde el momento en que se adjudicó en abril pasado el Masters de Augusta, que significó cortar una racha de 11 años sin ganar torneos grandes y mantener viva la caza de Jack Nicklaus, que ostenta el récord de 18 Majors.

En tanto, Grillo había comenzado hoy la jornada con la necesidad de sumar apenas un puñado de birdies y quedarse tranquilo con el pase al fin de semana. Empezó con +2, pero la sentencia alumbró con el bogey en el primer hoyo y, a partir de ahí, jamás salió del bajón. No logró birdies y también tropezó con los bogeys en los hoyos 8, 11, 13, 14, más un triple bogey en el 16, para un total de 79 (+8). El score global fue de 152 (+10).

Dos birdies de Tiger que lo ilusionaron

Qué leer a continuación