131-127.Jokic se acerca al triple-doble y Murray sella la victoria de Nuggets

Agencia EFE
·2  min de lectura

Denver (EE.UU.), 19 mar (EFE).- El pívot serbio Nikola Jokic estuvo cerca de un triple-doble y los Nuggets de Denver ganaron en la prórroga por 131-127 a los Bulls de Chicago.

Los Nuggets consiguieron su octava victoria en nueve partidos y extendieron a 13 triunfos seguidos su racha ganadora en casa contra los Bulls.

El base canadiense Jamal Murray, que recuperó su mejor toque de muñeca, anotó un triple del empate en el último segundo del tiempo reglamentario y un salto crucial en los últimos segundos de la prórroga también decidió el triunfo de los Nuggets (25-16), que comparten con los Trail Blazers de Portland el segundo lugar de la División Noroeste y el quinto puesto de la Conferencia Oeste.

Murray llegó a los 34 puntos, los mismos que tuvo Jokic, quien también logró un doble-doble al capturar 15 rebotes y repartir nueve asistencias.

El base canadiense, que aportó cinco asistencias y recuperó cuatro balones, también perdió siete de los 13 que acumuló todo el equipo.

El ala-pívot Michael Porter Jr. consiguió 19 puntos como tercer máximo encestador de los Nuggets, capturó seis rebotes y repartió dos asistencias.

Pero sería el base novato, el argentino Facundo Campazzo, quien mejor movió el balón en el ataque de los Nuggets al repartir ocho asistencias en los 34 minutos que jugó de reserva.

El exjugador del Real Madrid anotó dos puntos, los que consiguió desde la línea de personal, y falló el único tiro que hizo a canasta, que fue un intento de triple.

Campazzo, que cada día está más integrado en el equipo y cuenta con toda la confianza del entrenador de los Nuggets, Michael Malone, respondió con otros cuatro rebotes defensivos, recuperó un balón, perdió otro, puso un tapón y cometió tres faltas personales.

Por parte de los Bulls, el escolta Zach LaVine consiguió 32 puntos como líder anotador, pero no pudo evitar la segunda derrota consecutiva del equipo de Chicago, que se queda con marca global de 18-22 y alejado de los playoffs.

El ala-pívot reserva Otto Porter Jr. logró 22 tantos y el base Coby White, que también salió del banquillo, encestó 17, sin que al final tampoco pudiesen evitar perder un partido que tuvieron siempre bajo control hasta que surgió la inspiración encestadora de Murray y las asistencias de Campazzo, que hicieron la diferencia final.

(c) Agencia EFE