El termómetro de la 27a jornada

Agencia EFE
EFE

Madrid, 8 mar (EFE).- Termómetro de la vigésimo séptima jornada de LaLiga Santander.

-- SUBEN:

- Óscar Rodríguez: si el Leganés acaba salvando la categoría tendrá un héroe por encima del resto de la plantilla. Óscar volvió a actuar como salvador con dos goles en el estadio de la Cerámica para hacer el más difícil todavía, remontar al Villarreal en su estadio, y dar un impulso en la pelea a su equipo. Siempre que marcó esta temporada el Leganés sumó. Dejó un nuevo golazo en el primero, un derechazo arriba imparable, y definió con paciencia y calidad el penalti que dio el primer triunfo de la temporada a domicilio.

- Joan Francesc Ferrer 'Rubí': recuperó de golpe la confianza perdida por gran parte de la afición del Real Betis, ganando al equipo que llegaba líder con un planteamiento que anuló al Real Madrid y obteniendo un triunfo que no saboreaba desde el 19 de enero. Le aleja de la zona baja donde estaba cayendo por su mala racha y le llena de moral antes del señalado derbi sevillano que detiene la ciudad. Rubí se jugaba el puesto y salió reforzado.

- Unai López: en la exhibición de pegada del Athletic Club de Bilbao en Pucela destacó un golazo de falta de un jugador que firmaba su primer tanto con el finalista de Copa del Rey. Después de pasar un tiempo en el banquillo e incluso quedarse fuera de convocatorias, se reivindicó aportando "mucho fútbol", como reconoció su técnico Gaizka Garitano que cerró con goleada la semana más grande de la temporada. Los fantasmas se alejan tras una mala racha y tiene Europa a seis puntos.

- Takefusa Kubo: en su primer año de crecimiento en el fútbol español deja detalles de gran jugador como el de Ipurúa. Sentenció un partido clave para el Real Mallorca con una gran maniobra y un disparo ajustado al palo que dio el primer triunfo a su equipo lejos de la isla y esperanzas para seguir luchando por el objetivo de la permanencia. El Real Madrid sigue de cerca sus actuaciones y ha decidido que el próximo curso siga cedido.

-- BAJAN:

- Espanyol: perdió la oportunidad de meter a un rival más, Osasuna, en la agónica lucha por la permanencia y su dura derrota en El Sadar se agravó por los triunfos a domicilio de Mallorca y Leganés. Más allá de ver a seis puntos de distancia la luz para salir del túnel, lo peor es la sensación que transmite en el terreno de juego. Sus partidos ya son finales y los síntomas de reacción que dejaron con la llegada de Abelardo han desaparecido.

- Sergio Ramos-Benzema: dos graves errores suyos costaron los dos goles que provocaron la derrota del Real Madrid y la pérdida del liderato. Sergio Ramos se durmió en el inicio de una jugada y le robaron la cartera en el primer tanto. Karim Benzema arriesgó con un pase al centro con poca fuerza que provocó una contra letal. Todos los jugadores de Zinedine Zidane, salvo Thibaut Courtois, firmaron uno de sus peores partidos de todo el curso. Sin intensidad y superados por el rival.

- Mauro Arambarri: el Getafe saltó al césped del Coliseum Alfonso Pérez sabiendo el resultado de Atlético de Madrid-Sevilla y la posibilidad de colocarse tercero en la clasificación si derrotaba al Celta. Le pudo la presión y se topó con un rival que le jugó con sus cartas. Sus opciones se derrumbaron con la expulsión de Arambarri, que fue a despejar un balón y golpeó a un rival con violencia. Su baja se suma a la de Maksimovic y Jaime Mata para la visita al Granada que deja a José Bordalás sin tres jugadores importantes.

- Jordi Masip: sufrió la goleada de la jornada, impotente por no poder intervenir en ninguna ocasión del Athletic Club. Le dispararon cuatro veces a su portería y el Real Valladolid encajó cuatro goles en un duro palo ante su afición en Pucela. Ve como la zona de descenso se acerca a cuatro puntos y su colchón se reduce. Su portero lleva cinco jornadas sin dejar su puerta a cero. Un punto clave para lograr la salvación.

(c) Agencia EFE

Qué leer a continuación