Sergio se muestra "convencido, más que nunca" de que su equipo se salvará

Agencia EFE
·2  min de lectura

Valladolid, 20 mar (EFE).- El técnico del Real Valladolid, Sergio González, ha asegurado, tras perder de nuevo dos puntos con un gol de su rival en los últimos segundos (1-1), que está "convencido, más que nunca" de que su equipo se va a salvar, tras el "gran" partido realizado ante el Sevilla.

"Estoy cabreado, porque el equipo ha hecho un partido completo, ha minimizado a un gran rival, ha sabido qué hacer y ha competido, pero se han vuelto a perder dos puntos en una jugada rocambolesca en la que no hemos sido lo expeditivos que debíamos y que, sin embargo, no debe empequeñecer el trabajo de los jugadores", ha señalado.

En una temporada que está siendo especialmente dura para el Real Valladolid, el técnico catalán ha comentado que lo "único" que les faltaba era que "el portero rival marcara el gol", en este caso, el del empate, tras salir el balón desviado por el palo y terminar en las botas de Bono.

Ha reconocido que ese tanto en el minuto 93 "ha sido un palo, por la forma en la que se ha producido, el minuto y el partido realizado", pero ha advertido de que su equipo "es un superviviente" y seguirá trabajando para que esta situación, que ya se produjo ante el Celta "no suceda una tercera vez".

"Tenemos que seguir rebelándonos y creyendo en nosotros, porque hemos mejorado mucho a balón parado, se está trabajando bien y el gol se ha producido en una acción desafortunada que hay que corregir. Por eso estoy tranquilo, porque si se mantiene esta línea, se va a lograr el objetivo, seguro", ha insistido.

Ha reconocido que tras el empate de Bono sintió "una incredulidad absoluta" y se va con la sensación de que "se han perdido dos puntos, no ganado uno" y cree que "analizando el partido, el equipo ha de salir reforzado, seguir fuerte y trabajar a tope para obtener mejores resultados".

En cuanto a las declaraciones de Lopetegui, en las que señaló que su equipo mereció ganar, Sergio ha mostrado "todo el respeto" hacia su homólogo en el banquillo del Sevilla: "Él entiende que tienen que haber ganado y yo entiendo que no, porque De Jong tuvo una opción, pero no ha habido intervenciones de Roberto".

"Cada uno lo analiza desde su prisma. Yo creo que mi equipo está en buen momento y, aunque este resultado no da la palmadita en la espalda que merece, no podemos desviarnos, sino que debemos mantener esa confianza y esa tranquilidad", ha matizado.

En su opinión, en esa última jugada, "faltó concentración", "jugarse la vida" para evitar el gol, pero ha recordado que "el ser humano tropieza más de una vez en la misma piedra" y, en su caso, ya van dos, por lo que "hay que impedir que suceda de nuevo" y "quitarse el miedo y las dudas" que aparecen en los instantes finales de los partidos.

(c) Agencia EFE