Nicolás García logra un ilusionante octavo puesto

  • Disculpa el inconveniente.
    Algo salió mal.
    Inténtalo de nuevo más tarde.
·2  min de lectura
En este artículo:
  • Disculpa el inconveniente.
    Algo salió mal.
    Inténtalo de nuevo más tarde.

Tokio, 30 jul (EFE).- El nadador español Nicolás García, que debutaba en unos Juegos, no pudo pelear por las medallas en su primera final olímpica, tras concluir este viernes en octava posición la final de los 200 espalda de los Juegos de Tokio.

Un último puesto que no pudo ocultar la satisfacción del nadador madrileño, que en apenas unos meses ha pasado de ser una joven promesa a codearse con los mejores del mundo, nada más y nada menos, que en toda una final olímpica.

"Más que con la marca me quedo con haber podido luchar con todos estos nadadores a los que hasta hace poco veía por la televisión en mi casa. Así que muy contento con el octavo puesto", señaló García.

Y es que Nico García ha cumplido de sobra con los dos objetivos que se marcó a su llegada a la capital japonesa: mejorar su marca y "colarse" en las semifinales.

De hecho, el nadador del Gredos San Diego, que cumplió 19 años el pasado mes de junio, se marcha de los Juegos de Tokio con un diploma olímpico y, sobre todo, con una marca, los 1:56.35 que firmó en las semifinales, que le augura un extraordinario futuro,

Con el trabajo ya hecho, Nicolas García salió a la final dispuesto, como el mismo confesó, a "disfrutar" de la posibilidad de competir con gigantes de las espalda como el estadounidense Ryan Murphy o el ruso Evgeny Rylov.

Un exceso de excitación que unido al cansancio acumulado impidieron al español tal y como ya hizo en las semifinales meterse en la pelea por las primeras posiciones.

Relegado desde el principio a las últimas posiciones Nicolás García no pudo repetir en la final sus tiempos de paso de las semifinales como demostró el 1:59.06 con el concluyó la final, más de dos segundos y medio que el crono que firmó una jornada antes.

Pero ni aún así dejó de pelear el joven nadador español que lucho hasta el final por evitar la última posición con todo un ilustre como el japonés Ryosuke Irie, triple medallista en los Juegos de Londres 2012.

Una batalla que Nicolás García acabó perdiendo, condenando al español a una última posición que debe ser el punto de partida de un formidable futuro para el nadador madrileño.

(c) Agencia EFE

Nuestro objetivo es crear un lugar seguro y atractivo para que los usuarios se conecten en relación con sus intereses. Para mejorar la experiencia de nuestra comunidad, suspenderemos temporalmente los comentarios en los artículos.