NBA: un entrenador le robó la pelota a un jugador y desató la polémica en los Estados Unidos | VIDEO

  • Disculpa el inconveniente.
    Algo salió mal.
    Inténtalo de nuevo más tarde.
  • Disculpa el inconveniente.
    Algo salió mal.
    Inténtalo de nuevo más tarde.
·4  min de lectura
En este artículo:
  • Disculpa el inconveniente.
    Algo salió mal.
    Inténtalo de nuevo más tarde.
  • Disculpa el inconveniente.
    Algo salió mal.
    Inténtalo de nuevo más tarde.
David Vanterpool, asistente de Steve Nash en los Nets, metió la mano, tocó el balón y su equipo recuperó la posesión
David Vanterpool, asistente de Steve Nash en los Nets, metió la mano, tocó el balón y su equipo recuperó la posesión

La acción es tan infrecuente que generó un gran revuelo en los Estados Unidos. Un asistente del entrenador de Brooklyn le robó una pelota a un jugador en pleno partido, sin que los árbitros pudieran advertirlo.

El inusual suceso ocurrió en el partido entre Washington Wizards y Brooklyn Nets. David Vanterpool, asistente de Steve Nash, metió la mano en el momento preciso en el que Kyle Kuzma iba a recibir en la esquina un pase de Spencer Dinwiddie. Los jugadores de los Nets quedaron perplejos. Kessler Edwards robó la pelota e inició un contraataque con Patty Mills.

Los Nets ganaban por 111-105, pero los Wizards venían en plena remontada cuando ocurrió la controversial jugada. El resultado final, en favor de Brooklyn por apenas un punto (119-118), aumentó la furia de los jugadores de Washington.

“¡Esto es una mierda! Los entrenadores no deberían poder levantarse. Todos estaban de pie, incluido Steve Nash, que bloqueaba la vista del árbitro”, se quejó Kuzma. Ahora, la franquicia le exige a la NBA que imponga una sanción ejemplar a Vanterpool.

Si los árbitros hubieran advertido la acción en el momento, hubieran cobrado una falta técnica en favor de Washington y expulsado al asistente de Nash. Pero ninguno de los tres jueces (Ben Taylor, Mitchell Ervin y Jonathan Sterling), alcanzaron a ver el rápido movimiento de manos de Vanterpool.

Los jugadores de Washington acusan a Steve Nash de obstruir la visión de los referís durante la controversial jugada
Scott Taetsch

Los jugadores de Washington acusan a Steve Nash de obstruir la visión de los referís durante la controversial jugada (Scott Taetsch/)

Hay quienes dicen que se trató de un acto involuntario. O bien un acto reflejo o que estaba dándole una indicación a uno de sus jugadores. Pero incluso si algunas de estas interpretaciones fueran ciertas, lo concreto es que su posición en la cancha no lo ayuda, ya que no debería haber estado de pie en ese lugar.

Joseph Blair, entrenador interino de los Wizards también comentó molesto: “Los jueces me preguntaron si él pudo haberlo tocado. No pudo haberlo hecho; lo hizo. Mi reacción fue de absoluta incredulidad. Nunca he visto algo así en todo el tiempo que estuve en el baloncesto, que los árbitros no lo hayan visto…”.

Lo más llamativo de la avivada ocurrida en la NBA es que tiene un antecedente en la Liga Nacional de Argentina que el los últimos meses se hizo viral en el básquetbol argentino.

Una acción muy parecida ocurrió en los 90, en un partido entre Independiente, de Neuquén, y Gimnasia y Esgrima de Comodoro Rivadavia. En aquel partido, el entrenador Daniel Allende le manoteó la pelota a Mariano Aguilar, jugador del equipo neuquino.

En el portal Básquet Plus Aguilar, que era un tirador muy certero y no se desempeñaba en la posición de armador, recordó la acción. “El partido fue en Neuquén, que era el gran clásico del sur en esa época -explicó-. En Independiente había dos bases de calidad, (Gabriel) Darras y (Marcelo) Richotti, y según recuerdo uno estaba golpeado y el otro con cuatro faltas. Eduardo Armer confió en mí para jugar de base y le dije ‘quédate tranquilo Eduardo, no me la van a robar’. Daniel Allende fue un buen base ordenador, pero también era muy fuerte en la marca. Se ve que lo traicionó su instinto de base y me la robó con gran calidad, originando un contragolpe que terminó con una volcada”.

Más allá del enojo que le causó esa noche, hoy Aguilar tiene presente la acción con alegría. “Eran partidos a cancha llena y muy picantes, muy pintoresco y folclórico. En la jugada siguiente me acerqué y le pregunté cuándo daba una clínica en Bahía de cómo robar balones, así iba y me perfeccionaba”, señaló.

Y agregó que el asunto le dejó una enseñanza para siempre. Ahora, como entrenador, advierte: “A cada base que dirijo hasta el día de hoy le ordeno que cuando ataque para el lado del rival levante la pelota por el lado contrario al banco de suplentes, y con más razón si el entrenador es rival es base...”.

Mira la polémica jugada:

Tuit sacado de Twitter de la cuenta @ChaseHughesNBCS

Desde otro ángulo:

Tuit sacado de Twitter de la cuenta @BleacherReport

VIDEO: Dybala está de vuelta y amenaza al Milan

Nuestro objetivo es crear un lugar seguro y atractivo para que los usuarios se conecten en relación con sus intereses. Para mejorar la experiencia de nuestra comunidad, suspenderemos temporalmente los comentarios en los artículos.