NBA | Bucks: ¿El secreto del éxito? Giannis Antetokounmpo y su merienda nocturna 'secreta'

  • Disculpa el inconveniente.
    Algo salió mal.
    Inténtalo de nuevo más tarde.
  • Disculpa el inconveniente.
    Algo salió mal.
    Inténtalo de nuevo más tarde.
·1  min de lectura
En este artículo:
  • Disculpa el inconveniente.
    Algo salió mal.
    Inténtalo de nuevo más tarde.
  • Disculpa el inconveniente.
    Algo salió mal.
    Inténtalo de nuevo más tarde.

Como todo un flamante campeón de la National Basketball Association (NBA), Giannis Antetokounmpo y Milwaukee Bucks iniciaron la temporada 2021-2022 para defender su título obtenido ante Phoenix Suns.

Poco a poco comienzan a encontrar el ritmo competitivo. Actualmente figuran con registro de 11 triunfos y seis caídas para ubicarse en la sexta casilla de la Conferencia Este y con mucha campaña regular por delante.

La victoria más reciente la obtuvieron ante Detroit Pistons sobre el tabloncillo del Fiserv Forum, 114-93, con actuación sobresaliente del griego, quien se marchó con 33 puntos, 5 asistencias y 7 rebotes en 31 minutos de acción.

El snack preferido de Giannis Antetokounmpo

Tras su actuación de 33 unidades frente a los Pistons, Giannis Antetokounmpo conversó con la prensa. Uno de los periodistas le preguntó al alero si tendría galletas oreo con leche en el menú de Acción de Gracias ¡Atentos a su respuesta!

"Estaba haciendo un comercial de galletas con tres chicos, y uno de ellos me pregunta ¿Haz comido oreos? ¡Por supuesto!, le digo yo. De hecho, cuando llegué a la liga fue lo primero que comí. Cuando haces algo de dinero las personas se emocionan y compran autos o cadenas, pero yo compré oreos..."

Giannis Antetokounmpo (Foto: Stacy Revere | Getty Images)
Giannis Antetokounmpo (Foto: Stacy Revere | Getty Images)

"... Este chico me pregunta: ¿Haz mojado las oreos en leche? ¡No! (responde con asombro) ¡Deberías probarlo!. Así que hicimos el comercial, tomé la leche y arrojé las galletas en la leche, el chico me dice ¡NO, NO! Solo mójalas. Pedí una cuchara, tomé y probé la primera y...¡Qué #/*@!..."

"...El chico me preguntó ¿Te gustó? ¡Esto es increíble! digo yo. Obviamente no tomé solo una, comí como 12. Luego de eso regresé a casa en la noche y dije: ¡Mariah! (su esposa) ¿Por qué no me dijiste que se pueden mojar las oreos en leche?. Ella me dijo que no le gustaban así y desde ahora en adelante se convirtió en una merienda nocturna diaria, podría engordar, pero está bien".

Nuestro objetivo es crear un lugar seguro y atractivo para que los usuarios se conecten en relación con sus intereses. Para mejorar la experiencia de nuestra comunidad, suspenderemos temporalmente los comentarios en los artículos.