Murthy, Bordalás y Gattusso, únicos protagonistas del primer mes sin fútbol

  • Disculpa el inconveniente.
    Algo salió mal.
    Inténtalo de nuevo más tarde.
·3  min de lectura
En este artículo:
  • Disculpa el inconveniente.
    Algo salió mal.
    Inténtalo de nuevo más tarde.

Valencia, 21 jun (EFE).- El Valencia cumple este martes un mes desde su último partido de Liga con Anil Murthy, José Bordalás y Gennaro Gattuso como protagonistas en un club en el que todavía no se vislumbra la estructura del equipo de cara a la próxima temporada que comenzará en un algo más de un mes y medio.

Es cierto que los cambios se han producido en los puestos que deberían ser clave para diseñar el proyecto de la campaña 2022-2023, pero apenas han ido acompañados de decisiones sobre el equipo.

En este periodo, el máximo accionista del club, Peter Lim, decidió de forma fulminante destituir a Anil Murthy como presidente del Valencia tras los audios hechos públicos en los que era criticado por su hombre fuerte en el club.

De Murthy nada se ha sabido desde entonces. Con casi cinco años en el club se había convertido en uno de los presidentes con más tiempo en la entidad y en el menos popular de su centenaria historia. Ni se ha despedido, ni nadie espera que lo haga.

El club todavía no tiene presidente. Sean Bai ejerce como director del Valencia, una entidad en la que se ha producido también la destitución de Bordalás como entrenador y la llegada de Gattuso a su banquillo. O más bien al contrario, puesto que se conoció la salida del técnico alicantino cuando el acuerdo con el italiano ya estaba cerrado.

Por debajo de esos movimientos y aunque todos ellos sean decisivos para definir el futuro inmediato del Valencia, apenas se han registrado cambios. Antes de acabar la Liga se confirmó la contratación en propiedad del cedido Hugo Duro (cuatro millones de euros) y en los últimos días Omar Alderete se ha despedido a título particular.

La contratación del también cedido jugador paraguayo no se hará efectiva (7,5 millones), mientras que el resto de los que han acabado el periodo de cesión ya no tienen ninguna vinculación con el club, más allá de que Bryan Gil o Ilaix Moriba pudieran haber interesado.

En el capítulo de llegadas no hay nada concreto y en el de salidas, tampoco, incluidas la que respectan a los tres jugadores con más caché del actual Valencia (Gonçalo Guedes, Carlos Soler y José Luis Gayà).

La reaparición del agente Jorge Mendes en el Valencia en el momento de la marcha de Murthy y la llegada de Gattuso hace pensar en un nuevo escenario, aunque sin que se haya concretado detalle u operación alguna.

Nadie sabe si el Valencia va a estructurarse sobre un proyecto consistente con objetivos deportivos meditados y una apuesta por jugadores que, con independencia de las restricciones económicas, lo puedan articular o si el club va a conformar una plantilla de retales a completar en la medianoche del 31 de agosto.

Tras la conclusión de la temporada 2021-2022 con un balance deportivo discreto a pesar de haber rozado el equipo el título copero, lo que más caracteriza al entorno del Valencia es la falta de ilusión.

Poco se espera de la afluencia de aficionados en el estadio a lo largo de la próxima campaña y escuchar que la permanencia puede ser el próximo objetivo del equipo no es ocasional.

La plantilla del Valencia ya se encuentra más cerca del inicio de la pretemporada que de la conclusión del anterior ejercicio despedido con un último partido ante el Celta (21 de mayo) en el que el fútbol se vio sustituido por las manifestaciones contra Peter Lim.

Desde entonces, tan solo tímidos atisbos de acercamiento del club a la sociedad valenciana y a su afición, lejos de la dureza y la falta de sensibilidad y, sobre todo, la incapacidad de Murthy para dirigir un club de fútbol, pero también muy alejados de una situación de normalidad.

Alfonso Gil

(c) Agencia EFE

Nuestro objetivo es crear un lugar seguro y atractivo para que los usuarios se conecten en relación con sus intereses. Para mejorar la experiencia de nuestra comunidad, suspenderemos temporalmente los comentarios en los artículos.