Messi espera a Guardiola

  • Disculpa el inconveniente.
    Algo salió mal.
    Inténtalo de nuevo más tarde.
  • Disculpa el inconveniente.
    Algo salió mal.
    Inténtalo de nuevo más tarde.
·5  min de lectura
En este artículo:
  • Disculpa el inconveniente.
    Algo salió mal.
    Inténtalo de nuevo más tarde.
  • Disculpa el inconveniente.
    Algo salió mal.
    Inténtalo de nuevo más tarde.

Madrid, 26 sep (EFE).- Un partido con pinta de final pero también con aires de revancha asoma en la segunda jornada de la Liga de Campeones donde se reencuentran Leo Messi, si supera sus molestias de rodilla, y Pep Guardiola, años después y distanciados de su origen.

París, el martes, en el Parque de los Príncipes. El París Saint Germain y el Manchester City, dos de los grandes aspirantes, dos de las entidades con más músculo económico, cruzan sus caminos ya en la fase de grupos.

Sin la trascendencia de las eliminatorias. Sin la relevancia del pasado curso, cuando entre ambos se disputaron un lugar en la final. Una lucha de poder y con el primer puesto en el horizonte. Un objetivo que puede marcar el destino de cualquiera en el torneo.

Desde que el Barcelona se topó con el Bayern en las semifinales en la primavera del 2015, Messi y Guardiola no coincidían en el recorrido. Entonces se impuso con claridad el representante español que lideraba el astro argentino y que, después, logró su último título en el torneo.

El preparador volvió a quedarse en puertas de una final de una competición que no ha vuelto a ganar desde que se marchó del Camp Nou.

Ambos, Messi y Guardiola, emergieron y se consolidaron en el Barcelona. Ahora, ninguno ya está allí. Juntos lograron dos trofeos.

El primer intento del futbolista de Rosario de lograr su primera Champions fuera del conjunto azulgrana se topa con los intereses del entrenador español, que rozó la gloria el pasado año, en la final que perdió contra el Chelsea.

Es la Liga de Campeones el gran sueño del París Saint Germain y el Manchester City que vuelcan temporada tras temporada todos los recursos a su alcance para alimentar el potencial de sus plantillas. El choque del martes, en el Parque de los Príncipes, supone el reencuentro entre ambos equipos. Un deseo de venganza del campeón francés, apeado en semifinales no hace mucho por su adversario.

Se reencuentran en París los subcampeones de las dos últimas ediciones en una jornada que supone una nueva oportunidad para los aspirantes al éxito en el torneo que lastran el arranque gris que delató la primera fecha.

Es el caso del representante galo que no pasó del empate en Bélgica ante el Club Brujas. El París Saint Germain de Messi, Neymar y Mbappe ya va a rebufo del campeón de la Premier que arrolló al Leipzig en su estreno continental, en un duelo plagado de goles y espectáculo.

Una gran ocasión para el cuadro de Mauricio Pochettino que aún no ha dado el nivel que se espera de sus estrellas.

El Leipzig, lejos de la imagen de años pasados, pretende arrancar en Europa y dejar atrás el varapalo sufrido en Manchester con la visita al Red Bull Arena del representante belga, que mantuvo el tipo frente el PSG.

El Atlético Madrid es otro de los equipos que aún no ha despegado. Solo consiguió un punto frente el Oporto en el Metropolitano y acude ahora a San Siro, a donde vuelve siete años después.

El representante italiano, otrora dominador de Europa, hizo frente al Liverpool hace quince días. Pero perdió. San Siro acoge un duelo de necesitados en la enconada carrera por la clasificación que aventura el cuarteto más potente y equilibrado de la fase de grupos. La pérdida de puntos puede resultar decisiva.

El Atlético ha tenido un arranque menos convincente del esperado. En LaLiga y en la 'Champions'. Candidato firme a una de las dos primeras plazas del grupo visita a un rival empeñado en recuperar la determinación de antaño.

Mientras, el Liverpool puede dar un paso al frente en su objetivo con un triunfo en Do Dragao, recinto del Oporto que mostró un saludable aspecto en su debut frente al equipo madrileño.

Erving Haaland vuelve a la escena con la visita al Signal Iduna Park del Sporting portugués que fue sonrojado en la primera jornada por el Ajax.

El Dortmund ganó al Besiktas y asentó su condición de favorito a la que se apunta el Ajax de la mano de la sensación de la primera fecha, Sebastien Haller, que firmó cuatro de los cinco tantos de su equipo.

El cuadro neerlandés recibe en Ámsterdam al Besiktas, sin puntos tras perder en Dortmund.

El primer tramo de la segunda jornada es un día histórico para el Sheriff que visita el estadio Santiago Bernabeu para medirse al Real Madrid. En el recinto blanco está el liderato del Grupo D en juego. Tanto el equipo de Carlo Ancelotti como el campeón moldavo sumaron los tres puntos en la primera sesión. El conjunto español ganó en Milan al Inter y el Sheriff al Shakhtar.

El miércoles Cristiano Ronaldo puede batir el récord de partidos disputados en la Liga de Campeones, un registro que hasta ahora tenía en su mano Iker Casillas y que el luso logrará antes o después.

Puede ser en la visita a Old Trafford del Villarreal en la reedición de la final de la Liga Europa de la temporada pasada. Entonces ganó el representante español que empató con el Atalanta en el primer partido. El Manchester United, sin embargo, sufrió un duro revés en Berna ante el Young Boys, considerado el equipo más flojo del grupo.

Cristiano alcanzará 178 encuentros en la competición y desafía al Villarreal para enmendar su recorrido por Europa.

La jornada es clave para el Barcelona. El conjunto de Ronald Koeman, inmerso en una crisis institucional, necesita los tres puntos de Lisboa, ante el Benfica que empató sin goles en Kiev. Otra cosa complicará su panorama en la competición.

El Bayern, gran favorito, recibe en el Allianz Arena al representante ucraniano.

El Sevilla viaja a Alemania para enfrentarse al Wolfsburgo. Evitó la derrota ante el Salzburgo en el Sánchez Pizjuán y aspira a salir con puntos del Volkswagen Arena en un Grupo, el G, igualado y accesible a los intereses del fútbol español.

La segunda fecha del torneo la completa la visita del campeón, el Chelsea, al Juventus Stadium. El primer puesto está en juego. El cuadro londinense ganó al Zenit San Petersburgo y el equipo turinés vapuleó a domicilio al Malmoe.

Santiago Aparicio

(c) Agencia EFE

Nuestro objetivo es crear un lugar seguro y atractivo para que los usuarios se conecten en relación con sus intereses. Para mejorar la experiencia de nuestra comunidad, suspenderemos temporalmente los comentarios en los artículos.