Messi llegó a Argentina para jugar los dos amistosos con la Albiceleste

·2  min de lectura

Buenos Aires, 20 mar (EFE).- El capitán de la selección argentina, Lionel Messi, llegó este lunes a su país para jugar los dos amistosos que la Albiceleste tiene programados contra Panamá, el día 23, y Curazao, el 28.

El ganador del Balón de Oro del Mundial de Qatar 2022 llegó en un vuelo privado al Aeropuerto Internacional de Ezeiza, desde donde se desplazó en una furgoneta a las instalaciones de la Asociación del Fútbol Argentino (AFA), también en esa localidad de la provincia de Buenos Aires.

Según pudo verse en las imágenes difundidas por la AFA, su presidente, Claudio 'Chiqui' Tapia, esperó al capitán en el predio y se fundió con él en un abrazo al recibirle.

Desplázate para continuar viendo el contenido.
Anuncio

También este lunes llegaron los dos jugadores argentinos del Aston Villa inglés, el portero Emiliano 'Dibu' Martínez y el centrocampista Emiliano Buendía, y se espera que llegue el resto de la delegación que se pondrá a trabajar en esta jornada a las órdenes de Lionel Scaloni.

A última hora de este domingo ya eran cuatro los internacionales albicelestes que habían volado hasta Argentina: Nicolás Tagliafico (Olympique Lyon), Enzo Fernández (Chelsea), Nicolás Otamendi (Benfica) y Rodrigo De Paul (Atlético de Madrid).

Según el cronograma de trabajo, la selección trabajará desde este lunes en las instalaciones de la AFA, si bien los jugadores no estarán concentrados y tienen libertad hasta el miércoles, el día previo al encuentro contra Panamá.

La expectación para el encuentro del jueves, que se disputará en el Estadio Monumental, de Buenos Aires, es máxima, ya que la AFA ha organizado una fiesta de celebración del título mundial con la afición que, en apenas dos horas y media, agotó las 83.000 localidades a la venta.

Casi 1,6 millones de aficionados habían ingresado el pasado jueves al sistema de venta virtual de las entradas a la espera de conseguir un acceso a la casa del River Plate.

Se espera un amplio dispositivo de seguridad para los próximos días en las calles de Buenos Aires, ya que se teme que decenas o cientos de miles de personas salgan a las calles para ver a sus ídolos de cerca, como ya ocurrió durante los festejos tras el título conseguido en Qatar 2022.

La presencia del capitán, Lionel Messi, y del resto de los jugadores que se proclamaron campeones del mundo el pasado 18 de diciembre ha convertido ese primer duelo en tierras argentinas en la fiesta colectiva que no pudo concretarse, precisamente por la acumulación de casi cinco millones de hinchas en las calles.

El 20 de diciembre, dos días después de ganar el Mundial, la 'Scaloneta' salió en autobús desde el predio de la AFA en Ezeiza para completar un recorrido triunfal que la llevó por la avenida 9 de julio, arteria principal de la capital argentina, pero el avance fue tan lento por la multitud que se quedó a varios kilómetros y sus ocupantes fueron evacuados en helicópteros.

(c) Agencia EFE