Mario Balotelli quiere volver a la selección de Italia, y va por buen camino

·2  min de lectura

En pasados días, cuando Mario Balotelli, ahora con 31 años, decidió fichar por el Adana Demirspor, anunció que esta oportunidad en el mundo del fútbol lo hizo para buscar un espacio, nuevamente, en la selección de Italia, la que dirige alguien que conoce muy bien, Roberto Mancini.

Todos sabíamos que en la anterior temporada no estaba para ser seleccionado por su país, él decía que sí, pero sin embargo tuvo que conformarse con ver campeón a su equipo nacional desde la comodidad de su casa. Pero ahora, busca una oportunidad.

En su paso por el club recién ascendido turco, ya se ha reportado con cuatro goles, justamente, en la reciente fecha, el siempre controvertido delantero italiano, anotó uno de los tantos con los que su Adana se impuso 2-1 sobre Antalyaspor, fue el encargado de abrir la cuenta.

Al club turco llegó luego de su discreto paso por Monza, club que no pudo lograr el ascenso a la Serie A, razón por la cual su salario se hacía insostenible para los directivos de la institución, encabezados por el popular Silvio Berlusconi y Adriano Galliani.

Su llegada a la nueva liga fue bien particular, debido a que arribó allí gracias a la intervención y ayuda de su amigo y capitán del club, Gokhan Inler, quien facilitó con los directivos su fichaje, del cual como curiosidad tiene que su salario es pagado por mitad con uno de los patrocinadores. Incluso, Mino Raiola, su agente, no cobró comisión por la movida financiera.

El caso es que el modesto club está un poco más arriba de la mitad de la tabla y en los ocho partidos jugados, Mario Balotelli ha marcado cuatro goles. Ahora la duda queda por ¿mantendrá su nivel? Y si ese le será suficiente para volver a la selección italiana… El tiempo lo dirá.

Nuestro objetivo es crear un lugar seguro y atractivo para que los usuarios se conecten en relación con sus intereses. Para mejorar la experiencia de nuestra comunidad, suspenderemos temporalmente los comentarios en los artículos.