Lionel Messi se pierde el partido de la Champions, en medio de cierto malestar en PSG

  • Disculpa el inconveniente.
    Algo salió mal.
    Inténtalo de nuevo más tarde.
·4  min de lectura
En este artículo:
  • Disculpa el inconveniente.
    Algo salió mal.
    Inténtalo de nuevo más tarde.
Lionel Messi en su último partido con PSG, ante Lille; el argentino vuelve a tener problemas físicos que lo marginan
FRANCK FIFE

Lionel Messi lo reconoció en la entrevista que dio hace algunas horas con el periódico catalán Sport: “Desde lo deportivo, todavía no arranqué”, dijo para describir sus primeros meses en PSG. Y su racha incómoda desde lo físico volverá a dejarlo fuera de un partido con el conjunto parisino. El club dio a conocer este martes que quedó fuera de la lista de convocados para el partido ante Leipzig, en Alemania. Otra vez afuera.

Según un informe oficial del club, el argentino sufre problemas musculares en la pierna izquierda y todavía persiste aquel dolor en la rodilla que ya se había convertido en un motivo de discusión con Mauricio Pochettino.

El mánager Leonardo habló con bastante enojo sobre la realidad de Messi hace unos días: “Viaja y vuelve, viaja y vuelve”, dijo, disconforme con la poca disponibilidad que el equipo tiene del jugador tras el partido con Lille.

La crítica de Leonardo a Messi

El seis veces ganador del Balón de Oro había sido sustituido por Mauro Icardi en el entretiempo del partido entre el PSG y el Lille del viernes pasado. Fue eso lo que motivó el enojo del brasileño que, además, se encargó de hacer notar la diferencia entre casos como el de Messi y los de sus compañeros que también viajaron para las eliminatorias. 

Después de jugar tres partidos con la selección, ahora tiene problemas musculares. A Neymar o a Di María les pasa lo mismo, pero dieron todo y fueron decisivos para la victoria. Messi, en cambio...”.

Hasta el momento, Lionel Messi disputó ocho encuentros con PSG. Tres de ellos fueron en la Champions League, donde convirtió tres goles. Pero en la Liga francesa, todo es más difícil. Allí jugó cinco encuentros y todavía no convirtió. Sólo dos de esos tres partidos los jugó completos y en otros dos tuvo que dejar la cancha por lesiones. Mientras tanto, en la selección dirigida por Lionel Scaloni, desde que firmó contrato con el conjunto francés, ya disputó seis partidos (incluido el inconcluso ante Brasil, pero que demandó un viaje extra) y anotó cinco goles

La necesidad del equipo

No son nuevas las tensiones entre los clubes europeos y los países latinoamericanos desde los que provienen los jugadores que contratan. Siempre fue una lucha intensa. A diferencia de lo que ocurre con los europeos, que tienen viajes breves y sin desgaste, cruzar el Atlántico significa una carga horaria extra que se traslada indefectiblemente a las posteriores incomodidades físicas.

Sonó muy extraño que Leonardo fuera tan crítico contra Lionel Messi. Pero en el fondo, podría tratarse de una estrategia para evitar que viaje con la selección. Por un lado, tanto la Argentina como Brasil parecen tener el camino allanado al Mundial de Qatar 2022. Por el otro, las lesiones que aquejaron a Messi le dan a PSG un buen argumento médico para decirle que es hora de frenar.

Lionel Messi no deja de festejar con la selección en este 2021 de ensueño; pero para PSG, es una pesadilla
Mauro Alfieri

Lionel Messi no deja de festejar con la selección en este 2021 de ensueño; pero para PSG, es una pesadilla (Mauro Alfieri/)

La selección argentina debe jugar el 12 de este mes con Uruguay, en Montevideo, y el 16, frente a Brasil, en el Monumental. Seguramente dos partidos que Messi no querrá perderse.

PSG, con las palabras de Leonardo, lo único que hizo fue empezar a pedir un “descanso” de selección para una figura por la que su equipo pagó 70 millones de euros por dos temporadas. Está protegiendo una inversión. 

Si Messi se ausenta de la selección ahora, no tendrá su próxima ventana internacional hasta fines de enero (27/1 vs. Chile y 1/2 vs. Colombia). Eso le daría a PSG casi cuatro meses de trabajo continuado con un jugador que hasta ahora nunca estuvo disponible más de tres semanas seguidas París.

La conclusión de este problema es que Messi sigue siendo el mismo de siempre en la selección, donde además, está viviendo su momento más dulce tras la conquista de la Copa América y con una relación popular como nunca antes tuvo. Mientras que en su club, no encuentra su rol en el equipo, no rinde y sufre las “resacas” de las “fiestas” que vive con en Sudamérica.

Seguramente Messi deseará seguir refugiándose en la selección tanto como pueda. Es su nueva zona de confort tras abandonar Barcelona. Leonardo y los dueños qataríes, querrán que le ponga una pausa a su maratón internacional para enfocarse ante sus nuevos empleadores y encontrar el ritmo que le falta a su adaptación en PSG. Messi no tiene muchas opciones: aceptar y pedir un descanso en un seleccionado que no lo necesita tanto en este momento o lidiar con su problema ante la conducción en Francia. Los tiempos para tomar la decisión se acortan.

Nuestro objetivo es crear un lugar seguro y atractivo para que los usuarios se conecten en relación con sus intereses. Para mejorar la experiencia de nuestra comunidad, suspenderemos temporalmente los comentarios en los artículos.