El lio Jordi Alba

·1  min de lectura

Barcelona, 1 sep (EFE).- Todo apunta a que Jordi Alba continuará como jugador del Barcelona, pese a que en las últimas horas se había abierto la posibilidad de que jugara cedido en el Inter de Milán, aunque a expensas de que fuera el propio jugador quien aceptara el acuerdo.

La eclosión de Alejandro Balde y el inminente fichaje de Marcos Alonso, una operación ligada a la marcha de Aubameyang al Chelsea, habían generado dudas en Alba, aunque fue el Barcelona quien habría ofrecido al Inter a su jugador.

El Inter se tenía que hacer cargo del 40 por ciento de la ficha de Alba, el Barça del resto, pero el equipo lombardo no tenía clara la operación y la entidad azulgrana dejó en manos del jugador su futuro.

Alba tiene contrato hasta 2024, percibe una ficha importante y además, como el resto de capitanes, tiene diferidos unos pagos a causa de la situación económica del club, pero hay un par de cuestiones deportivas a tener en cuenta.

Primero que Xavi Hernández no cuenta demasiado con él; y después que si no juega, y con el Mundial de Catar a la vuelta de la esquina, su participación en la cita mundialista se complicaría.

Desde el entorno del futbolista, según apuntan diferentes fuentes, se ha transmitido el malestar porque consideran que el Barcelona "no ha jugado limpio" realizando movimientos para intentar colocar a Alba en el Inter.

Y Alba no quiere marcharse del Barça. Estaba prevista una reunión con Xavi Hernández antes del entrenamiento de esta tarde, pero según apuntan diferentes fuentes, la misma podría no celebrarse, ante la negativa del jugador.

(c) Agencia EFE