Limpio de cualquier acusación, boxeador cubano vuelve a pararse delante de un Tanque

·3  min de lectura
Premier Boxing Champions

Esto se veía venir. Alguna vez estuvieron a punto de enfrentarse y ahora parece que esa ruta de choque ha regresado entre Rolando “Rolly’’ Romero y Gervonta Davis, luego de que la Asociación Mundial del Boxeo ordenara esta pelea y el comienzo de negociaciones para cerrarla.

Ahora que Romero quedó limpio de las acusaciones que pendían sobre él, se entendía que el combate trunco entre ambos tenía muchas posibilidades de hacerse, porque ambos son parte de la misma empresa, Mayweather Promotions, que siempre intenta buscar rivales dentro de la casa.

“El Comité de Campeonatos de la Asociación Mundial de Boxeo (AMB) ordenó la pelea por el título mundial de peso ligero entre el campeón Gervonta Davis y el retador obligatorio Rolando Romero”, anunció Carlos Chávez, presidente del comité. “El organismo pionero envió la comunicación formal a ambos equipos. Tendrán 30 días, hasta el próximo 24 de febrero, para llegar a un acuerdo”.

Romero dejó de ganar la bolsa de su vida en su malograda pelea en Los Angeles contra Davis, quien terminó enfrentando al mexicano Isaac “Pitbull’’ Cruz en un choque que obligó al protegido de Mayweather a esforzarse al máximo, debido a una lesión en la mano.

La pelea contra Davis (25-0, 24 nocauts), programada para el pasado 5 de diciembre en Los Angeles, habría significado el punto superior en la carrera de Romero, pero la cadena Showtime y todas las partes decidieron que lo mejor era seguir adelante con otro oponente como Cruz.

Esta era y es una pelea fácil de hacer porque Floyd Mayweather es el promotor tanto de Davis como de Romero, un joven de 25 años de Las Vegas que vivió parte de su infancia en Santiago de Cuba, la tierra de sus padres y a quien se le conoce por su forma desenfadada de decir las cosas.

Davis intentará la tercera defensa del cinturón que reclamó por primera vez en un nocaut en el duodécimo asalto ante Yuriorkis Gamboa en diciembre de 2019, antes de vencer por la misma vía en el sexto asalto en octubre del 2020 al mexicano Leo Santa Cruz.

Un hombre con innegable poder, Romero (14-0, 12 KOs) viene de victorias consecutivas por nocaut técnico sobre Avery Sparrow y Anthony Yigit. El triunfo de julio fue la oposición más dura de su carrera, pero Yigit está por debajo de Davis (26-0, 24 KOs) un ex campeón en 130 libras que conquistó una versión secundaria de una faja en 140 frente a Mario Barrios.

Izabel Zambrano, una conocida de Romero, hizo pública su denuncia de agresión sexual nacida de un incidente ocurrido hace dos años, pero Romero siempre mantuvo su inocencia y su decisión de pelear esas acusaciones hasta limpiar su nombre por completo.

El Departamento de Policía de Henderson (Nevada) confirmó que la investigación alrededor de Romero sobre una agresión sexual ha sido cerrada y no se presentaron cargos, de modo que el guerrero que pertenece a la escuadra de Floyd Mayweather estaría en condiciones de volver al ring este 2022.

Nuestro objetivo es crear un lugar seguro y atractivo para que los usuarios se conecten en relación con sus intereses. Para mejorar la experiencia de nuestra comunidad, suspenderemos temporalmente los comentarios en los artículos.