Klopp, cómodo en cada semifinal que juega en casa por Champions

·3  min de lectura

Liverpool sueña con tener nuevamente la oportunidad de jugar por la Orejona y para eso ya está en las semifinales de la UEFA Champions League con un amuleto al otro lado de la línea de cal: Jürgen Klopp.

Anfield vibró al ritmo que Liverpool quiso e impuso frente a Villarreal. Con un dominio a lo largo de los 90 minutos los Reds le ganaron por 2-0 al Submarino Amarillo en un resultado que parece ser corto en comparación con las situaciones creadas por los ingleses.

Pero si a los datos nos remitimos, el club de Merseyside ya tenía este encuentro ganado desde la previa por una estadística puntual. El director técnico alemán nunca perdió en los duelos que jugó como local por semifinales de la máxima competencia europea, un número que lo iguala junto con Marcello Lippi y Ottmar Hitzfeld.

El entrenador que dirige a los actuales segundos de la Premier League disputó esta instancia en cuatro oportunidades: en las temporadas 2012-13, 2017-18, 2018-19 y en la actual 2021-22.

Las tres últimas fueron con Liverpool, mientras que la primera fue al mando de Borussia Dortmund. Pero todas tienen un aliciente un común: sus dirigidos ganaron en el encuentro que tuvieron en casa.

Casi una década atrás, a Real Madrid

Este es el partido que se puede tomar como punto de inflexión para la carrera de Robert Lewandowski, ya que en Signal Iduna Park fue donde el delantero polaco se despachó un póker para el 4-1 en territorio alemán. El global fue 4-3 para el BVB, que finalmente perdió en Wembley la final por 1-2 ante Bayern Munich.

Electrizante serie contra Roma, pero con goleada en Anfield

En esta ocasión también fue en el marco del partido de ida que tuvo a los Reds como locales y sacando el máximo provecho de esto con un marcador de 5-2 con la presencia de su tridente por excelencia: dobletes de Mohamed Salah y Roberto Firmino más el tanto restante de Sadio Mané. En la vuelta, la Loba ganó 4-2, pero fue insuficiente. 7-6 general.

La histórica remontada a Barcelona

Una de los relatos más emocionantes que tiene la Champions es justamente el que se vivió en esta serie. Los Blaugranas se impusieron por 3-0 en el Camp Nou en el duelo de ida con un doblete de Lionel Messi y otro gol de Luis Suárez.

Sin embargo, en lo que empezaba a ser la debacle europea de los Culés, Anfield vivió una jornada inolvidable con una goleada por 4-0 de Liverpool. Una anotación tempranera de Divock Origi, dos tantos en menos de dos minutos de Georginio Wijnaldum y la recordada desatención catalana en un tiro de esquina que sacó rápido Trent Alexander-Arnold para habilitar a Origi en el 4-0 final fueron los golpes certeros de un Klopp que luego levantó la Orejona al ganarle la final a Tottenham.

Foto: Getty Images

Nuestro objetivo es crear un lugar seguro y atractivo para que los usuarios se conecten en relación con sus intereses. Para mejorar la experiencia de nuestra comunidad, suspenderemos temporalmente los comentarios en los artículos.