Juegos Olímpicos de Invierno: los cañones de Pekín encienden nuevamente la controversia

·2  min de lectura
Un inspector de seguridad esquiando por una pendiente en el Centro Nacional de Esquí Alpino, sede de los Juegos Olímpicos de Invierno de 2022, en Yanqing
LEO RAMIREZ

Los Juegos Olímpicos de Invierno serán un foco de atención más que interesante. Cada día se suman nuevos elementos que lo colocan enel ojo de la tormenta. Hace algunas semanas, un grupo de atletas europeos se plantaron en contra de la realización de Pekín 2022 por las presuntas violaciones a los derechos humanos en la región china de Sinkiang y en estas horas se conocieron los sistemas que se utilizarán en una de las regiones más secas de China, lo que implica que van a depender enteramente de nieve artificial.

Frente a la ausencia de nieve, los Juegos de Pekín (4 al 20 de febrero), se realizarán en las montañas del noroeste de la capital china y no gozarán de los beneficios de la naturaleza para esta cita deportiva. A poco más de un mes de la apertura de los Juegos, cañones de color amarillo comenzaron a lanzar de forma permanente copos para preparar el terreno para los esquiadores en la estación de Yanqing.

Este sistema requiere de toda una ingeniería que impacta, ya que se utilizan 185 millones de litros de agua la la cita, según una estimación oficial. Un consumo así en una zona estructuralmente golpeada por las sequías desierta una ola de críticas. ” Organizar unos Juegos Olímpicos en esta región es una aberración, es irresponsable ”, denunció la geógrafa Carmen de Jong, de la Universidad de Estrasburgo. Y agregó con tono irónico: ”Podríamos también hacer los Juegos Olímpicos sobre la Luna o sobre Marte”.

Para tratar de frenar la lluvia de cuestionamientos, los organizadores explicaron que los cañones son accionados por electricidad de origen renovable y que el agua regresará al suelo cuando la nieve se funda. Los Juegos de Pekín serán los primeros en depender enteramente de nieve artificial, aunque ya en la celebración de 2018, en Corea del Sur, tuvieron que recurrir a un 90% aproximadamente de nieve artificial.

En total, las instalaciones previstas en Yanqing y en la otra sede olímpica de Zhangjiaku, se emplean 300 cañones de nieve, de la marca italiana TechnoAlpin. ”Para nosotros, el mayor desafío, es mantener una calidad de nieve uniforme”, explicó Li Xin, uno de los responsables de la estación de Yanqing, a unos 80 km de la capital de China.

Una máquina esparciendo nieve artificial en el Centro Nacional de Esquí Alpino, sede de los Juegos Olímpicos de Invierno 2022, en Yanqing
LEO RAMIREZ


Una máquina esparciendo nieve artificial en el Centro Nacional de Esquí Alpino, sede de los Juegos Olímpicos de Invierno 2022, en Yanqing (LEO RAMIREZ/)

No es sencilla esta toma de determinaciones, ya que la calidad de la nieve es un tema central: “Pueden hacerla demasiado dura en ciertos tramos y demasiado blanda en otros, lo que podría ser peligroso para los deportistas en la competición”, explicó Xin.

Para intentar justificar este tipo de sistemas que ayuda a producir nieve, Florian Hajzeri, director general de TechnoAlpin para China, explicó que: “Producto del calentamiento climático es necesario este tipo de sistemas. Independientemente de la sede de los Juegos Olímpicos de Invierno, siempre habrá cañones de nieve”.

Nuestro objetivo es crear un lugar seguro y atractivo para que los usuarios se conecten en relación con sus intereses. Para mejorar la experiencia de nuestra comunidad, suspenderemos temporalmente los comentarios en los artículos.