Juani Marcos: un talento en el básquetbol de España que es mucho más que pura “viveza criolla”

·4  min de lectura
Juani Marcos, basquetbolista argentino que juega en la segunda división de España
Juani Marcos, basquetbolista argentino que juega en la segunda división de España

Desde su desembarco en Peñarol y su debut en la Liga Nacional con 15 años ofreció señales de que su talento era cosa seria. Emigró a los 19 a España, porque Barcelona B lo quería para formar parte de su equipo formativo. Y desde entonces deja perlas en cada cancha. Tiene una infinidad de recursos, es pícaro y su formación de cuna marca la diferencia. En la Liga LEB Oro, la segunda división española, Juani Marcos sacó de la galera una solución para anotar dos puntos y la expresión del relator local permite comprender bien de qué tipo de jugador estamos hablando: “Ahí se nota que es argentino”.

Las cámaras se quedaron con él por una acción que no es nueva dentro de su repertorio. Incluso, ya había despertado cierto asombro cuando aprovechó la distracción del rival para sumar dos puntos. En esta oportunidad, con la camiseta de Força Lleida, por la Liga LEB Oro, Marcos se encargó de sacar la bola desde el fondo de cancha con su equipo en ataque y como advirtió que no tenía un pase claro y que su defensor le daba la espalda optó por hacer rebotar la pelota en su rival, aprovechar esa puesta en juego y definió sin oposición debajo del aro.

La acción sorprendió a los relatores, que al ver lo que hizo el base argentino de 21 años, dijeron: “¡Cuidado! La jugada de pillo, de murri (”vivo”)... De Juani Marcos, ahí se nota que es argentino. Ahí se le nota”. Una mezcla perfecta entre talento y lucidez para aprovechar todos los recursos a mano. Y la verdad es que este chico que nació en Rosario, que vivió en Chaco y Misiones, por seguir la carrera de su padre Mariano -exjugador y entrenador del seleccionado femenino Sub 17-, respira básquetbol.

No es la única vez que lo hizo, porque dos años antes había apelado al mismo recurso, pero jugando para Barcelona B, por la Liga LEB Plata y allí todos comenzaron a entender por qué la entidad catalana apostó por él. Incluso, en esa primera vez en la que aprovechó la distracción de un rival, convirtió y se ganó un tiro extra porque le cometieron una falta.

El básquetbol está en su ADN, su padre Mariano Marcos es entrenador desde hace más de 20 años y su madre Mariana Chuda es entrenadora y exjugadora. Llegó a Peñarol en 2016, desde El Coatí de Eldorado, Misiones. Tras cuatro temporadas en el equipo marplatense y un excelente desempeño en el Mundial U19 de Grecia, Juani dio el salto a Europa.

El debut en Lleida

Voló a España para unirse a Barcelona B y comandar un joven plantel en el ascenso a la LEB Oro, tras dos temporadas llenas de aprendizaje. No fueron las cosas sencillas para él, porque tras esa experiencia, tuvo problemas con sus papeles para obtener el pasaporte comunitario: estuvo siete meses sin poder competir. “Es muy complicado, porque sabes que por mucho que hagas, nada depende de ti… En un principio estaba previsto que los papeles estuvieran para octubre, pero en Argentina hubo una demora de dos meses sobre la fecha prevista y desde ahí fueron a Italia donde se produjo una nueva demora…Es para volverte loco porque no sabes ni qué hacer, pero llega un día en el que te dicen que está todo listo, que por fin puedes viajar a Italia, firmar, autorizar los papeles y olvidarte de todo”, contó Marcos en la página oficial de la Liga LEB Oro.

Barcelona B decidió no participar de la segunda división, por eso la cesión al Força Lleida. Juani está diseñado para este juego, porque desde que nació fue así: “Toda la familia continúa en el deporte: mamá es secretaria de un hospital pero lleva adelante también su propia escuela de básquet para niños y niñas en El Dorado, papá trabaja en un club de Misiones y coordina las selecciones formativas femeninas, mientras que mis dos hermanas también practican el deporte, además de sus estudios”, relató Juani en una charla con la página de la CAB.

Juani Marcos, con la camiseta de Força Lleida, equipo al que llegó cedido de Barcelona B
Juani Marcos, con la camiseta de Força Lleida, equipo al que llegó cedido de Barcelona B


Juani Marcos, con la camiseta de Força Lleida, equipo al que llegó cedido de Barcelona B

Y agregó: “Jugué en Rosario hasta los 6 años, en Náutico y Libertad, luego nos fuimos a Chaco donde conocí el básquet profesional ya que la Primera de Española jugaba el ex-TNA, y desde ahí nos mudamos a Misiones, cuando comenzó a dirigirme mi papá”, dijo Marcos.

Su proyección habla de una chance, a futuro en el primer equipo de Barcelona, incluso, antes de comenzar la temporada en Lleida realizó una pretemporada con ellos. Su objetivo más cercano es la selección aunque sabe que no es una tarea sencilla en un puesto en el que hay nombres como el de Facundo Campazzo, Nicolás Laprovittola y Luca Vildoza. Sin embargo, aparece en el horizonte una chance clara que es la Americup (se realizará en septiembre en Brasil), en la que quizá, por cuestiones de calendario, no puedan participar los jugadores de la NBA y que participen de la Euroliga.

Juani Marcos es un talento en plena expansión, mucho más que una “simple viveza criolla”.

Nuestro objetivo es crear un lugar seguro y atractivo para que los usuarios se conecten en relación con sus intereses. Para mejorar la experiencia de nuestra comunidad, suspenderemos temporalmente los comentarios en los artículos.