Josep Pedrerol y el arte del editorial

·2  min de lectura
Josep Pedrerol editorializa sobre las elecciones del Athletic.
Josep Pedrerol editorializa sobre las elecciones del Athletic.

La opinión está tan devaluada que mucha gente cree que ni siquiera forma parte del periodismo. Esto sucede porque normalmente es alegre y caprichosa; no responde a la observación ni al pensamiento, sino a las puras vísceras. Podría pensarse que, para tener opinión sobre un tema, es fundamental conocerlo antes, y conocerlo bien, pero eso es probablemente una visión trasnochada del asunto. Periodismo antiguo y aburrido de ese que tanto denosta el moderno y divertido Josep Pedrerol.

Uno de los géneros de la opinión es el editorial —en masculino, por favor—. Aunque en España se suele denominar así al artículo que expresa el punto de vista de un medio de comunicación, no creo que esté mal empleado en el caso de programas de autor como ‘Jugones’, en los que la personalidad del director lo impregna todo. La opinión de ‘Jugones’ será la de Pedrerol y punto pelota, nunca mejor dicho.

Los editoriales de Pedrerol contienen todo aquello que ha devaluado la opinión: filias y fobias, topicazos y una gran dosis de demagogia. La información y reflexión suelen brillar por su ausencia, y no digamos cuando decide dirigir el foco a la periferia, es decir, a temas que no atañen al Real Madrid ni al FC Barcelona. Está bien, de vez en cuando, acordarse de esa gente de ahí fuera, a riesgo de parecer un pulpo en un garaje —yo también tengo derecho a tirar de frases hechas—.

A diez días de las elecciones del Athletic, Pedrerol decidió editorializar sobre el tema. Le puso un poco de salsa, eso sí, hasta el punto de convertirlo en un duelo Bielsa-Pochettino.

Uriarte lleva a [Marco] Rose, el [entrenador] que menos engancha de todos”, dijo Pedrerol, dando por buenos algunos rumores. “A la afición le ilusionan más Bielsa y Pochettino. Quedan diez días y parece que la cosa va a estar entre dos: Barkala y Arechabaleta”.

Arrasó Uriarte.

Y no se puede calificar de sorprendente, porque fue el candidato que más avales presentó, con mucha diferencia. Pedrerol lo pasó por alto o, directamente, no lo sabía. En el periodismo antiguo y aburrido, para editorializar sobre las elecciones de una entidad como el Athletic habría sido necesario conocer el estado del club, a los candidatos y sus propuestas, el proceso electoral… Muchos días de inversión en conocimiento, que es lo que te da la capacidad para opinar. En el periodismo moderno y divertido ese proceso no pasa de cinco minutos porque basta con buscar en Internet qué entrenador lleva cada candidato y organizar en tu cabeza un concurso de popularidad.

Espero que, al menos, Pedrerol hiciera esa búsqueda en Yahoo. Volveremos por aquí en agosto. Cuídense.

Nuestro objetivo es crear un lugar seguro y atractivo para que los usuarios se conecten en relación con sus intereses. Para mejorar la experiencia de nuestra comunidad, suspenderemos temporalmente los comentarios en los artículos.