Jake Paul le quedó a deber a ShowTime con su victoria en fallo dividido sobre Woodley

  • Disculpa el inconveniente.
    Algo salió mal.
    Inténtalo de nuevo más tarde.
·2  min de lectura
En este artículo:
  • Disculpa el inconveniente.
    Algo salió mal.
    Inténtalo de nuevo más tarde.

Después de un ingreso al cuadrilátero menos espectacular de lo que se esperaba, en Cleveland había llegado la hora de que Jake Paul y Tyron Woodley dirimieran todo el cuento de archirrivales al que habían dado vida con declaraciones cruzadas enfrentándose cara a cara sobre el cuadrilátero.

La primera provocación de la noche llegó previo al inicio del primer asalto, cuando Woodley ofreció sus guantes para chocarlos y Jake Paul se lo negó. Iniciado el combate, el excampeón de UFC adoptó un extraño parado al estilo de un peleador que también golpea con sus piernas, claro que esta noche aquello estuvo vedado. Y el youtuber mostró algo más de técnica, con mejores desplazamientos.

 

Así y todo, los primeros dos asaltos pasaron sin pena ni gloria. En el tercero, Woodley salió con mayor decisión y aterrizó golpes que por primera vez hicieron dudar al youtuber sobre lo fácil que siempre había creído que iba a tener la pelea. Y en el cuarto, el excampeón de UFC a punto estuvo de mandar a la lona a Paul con una derecha poderosa que lo tomó mal parado y lo hizo rebotar contra el encordado.

Ya para el quinto asalto, la pelea que iba a ser un trámite para Jake Paul comenzó a convertirse en una pesadilla. Desacostumbrado a que un combate se le hiciera tan extenso, pues los tres primeros los había definido entre el primer y segundo asalto, empezó a demostrar señales de fatiga.

Lejos de brillar, Paul se las ingenió para mejorar su imagen durante el sexto y séptimo asalto, yendo a buscar con mayor decisión conectar al cuerpo de Woodley. Para el octavo y último, pronosticar lo que podían marcar las tarjetas de los jueces era una jugada demasiado arriesgada por la paridad que tuvo el pleito.

Finalizada la pelea, ambos contendientes se sintieron ganadores. Distinta sensación habrá quedado para los fanáticos, porque en un duelo entre un youtuber y un peleador de UFC en retirada, si no hay nocaut no queda nada por destacar. Jake Paul se quedó con la victoria en fallo dividido de los jueces. Jake Paul sin dudas le quedó debiendo a ShowTime y a todos los que pagaron para verlo.

Nuestro objetivo es crear un lugar seguro y atractivo para que los usuarios se conecten en relación con sus intereses. Para mejorar la experiencia de nuestra comunidad, suspenderemos temporalmente los comentarios en los artículos.