Irvin califica de terrible césped del Allianz Arena luego del partido de NFL

Redacción Deportes, 14 nov (EFE).- Bruce Irvin, ala defensiva de los Seattle Seahawks, calificó este lunes de terrible el césped del Allianz Arena de Múnich, escenario en el que el domingo pasado su equipo perdió por 21-16 ante los Tampa Bay Buccaneers.

"La NFL nos hizo volar 10 horas para jugar en un campo terrible", se quejó el defensivo de los Seahawks.

El duelo entre Seattle y Tampa Bay, de la semana 10 de la temporada 2022 de la NFL, fue el cuarto de la serie de cinco juegos internacionales que la liga programó este año fuera de Estados Unidos y el primero en la historia que se realizó en Alemania.

Irvin no fue el único que lamentó el estado de la cancha. Pete Carroll, entrenador de los Seahawks, señaló que vio a sus jugadores batallar par mantener el equilibrio en varias jugadas en todos los sectores del campo.

"El terreno fue duro para todos, se notó. Fue realmente resbaladizo, supongo que así se podría decir, así lo sentí para todas las posiciones de ambos equipos; lo único que tengo que decir es que ojalá hubiera sido un campo más firme", acusó Carroll.

Situación con la que coincidió Geno Smith, 'quarterback' de Seattle, quien explicó cómo él y sus compañeros intentaron solucionar el problema.

"Utilizamos algunos tachones más largos para poder pisar mejor, pero a pesar de que con eso logramos pisar más profundo los zapatos todavía se resbalaban en la superficie", detalló el mariscal de campo.

El 'coach' de los Buccaneers, Todd Bowles también empató con las opiniones de los integrantes de su rival.

"Hablamos de eso desde antes del juego. En cierto modo entendimos cómo lo teníamos que enfrentar. Pero era muy resbaladizo y corto el césped, al final ambos lados tuvimos complicaciones, aunque no usamos eso como excusa", subrayó Bowles.

La serie de partidos internacionales de esta temporada de la NFL empezó en Londres el pasado 2 de octubre con el Vikings-Saints, siguió con el Giants-Packers el día 9, ambos en el Tottenham Hotspur Stadium, y el Broncos-Jaguars del 30 de octubre en el estadio de Wembley.

El último partido fuera de Estados Unidos de esta campaña será el choque entre 49ers y Cardinals del próximo 21 de noviembre en el Estadio Azteca de la Ciudad de México.

(c) Agencia EFE