Interna en la barra de Aldosivi: balearon a tres jóvenes y a un niño en Mar del Plata

La plaza donde sucedió el hecho que derivó en cuatro heridas de bala
La plaza donde sucedió el hecho que derivó en cuatro heridas de bala

El último fin de semana, los vecinos del barrio marplatense de Cerrito Sur fueron víctimas de la violencia vinculada al fútbol. En la plaza ubicada en la intersección de Gianelli y García Lorca, hinchas de Aldosivi bailaban al ritmo de la murga vinculada a “La Pesada”, a la característica de la barrabrava del club, cuando cuatro personas fueron baleadas. Según medios locales, las víctimas fueron tres jóvenes y un niño, quienes resultaron heridos por el ataque.

Los cuatro heridos, de acuerdo a una reconstrucción del diario La Capital, fueron tres hinchas de Aldosivi -de 20, 21 y 23 años- y un niño de 11 años, que jugaba en la plaza y recibió un impacto de bala en su pierna.

El ataque fue demencial, tiraron a matar”, dijo una mujer que fue testigo del hecho. Mientras bailaban, la murga fue silenciada por el sonido de los disparos.

Los agresores se fueron dieron a la fuga después del ataque, mientras que las víctimas -salvo uno de los mayores que se retiró del lugar por sus propios medios- fueron trasladadas por vecinos hasta el Centro de Salud N° 2.

Autoridades policiales fueron alertadas del hecho con un llamado al 911 y se presentaron en el centro de salud. Una vez en el lugar, agentes de la Policía bonaerense tomaron testimonio a las víctimas.

En particular, el joven de 23 años fue posteriormente trasladado en una ambulancia del SAME hasta el Hospital Interzonal, con heridas de bala en la pierna y brazo. Por su parte, el menor de 11 años fue llevado al Hospital Materno Infantil, donde se sometió a una cirugía en la la pierna debido a que la bala le fracturó un hueso.

En el lugar de los hechos, la plaza de la Escuela 64, se desplegó un equipo de peritos de la Policía Científica en busca de evidencia que permita identificar de forma oficial a los agresores. Testigos del incidente denunciaron que ya saben de quién se trata y, según trascendió, fueron señalados como parte de un grupo que busca tomar control de la barrabrava del club Aldosivi.

El hecho es investigado por el fiscal Leandro Arévalo, quien en esta primera etapa lo calificó como “abuso de armas”.