El Inter está obligado a vencer al Medellín para seguir vivo en Sudamericana

  • Disculpa el inconveniente.
    Algo salió mal.
    Inténtalo de nuevo más tarde.
·3  min de lectura
En este artículo:
  • Disculpa el inconveniente.
    Algo salió mal.
    Inténtalo de nuevo más tarde.

Río de Janeiro, 16 may (EFE).- El Internacional brasileño recibe este martes al Independiente Medellín colombiano en un partido por la quinta jornada de la Copa Sudamericana que está obligado a vencer para mantener vivas sus esperanzas de clasificar a octavos de final del torneo continental.

El Colorado de Porto Alegre es actualmente el segundo en la clasificación del Grupo E de la Sudamericana, con 6 puntos, los mismos que el Guaireña pero con menor saldo de goles, por lo que, a falta de dos jornadas, depende de una victoria propia y de un revés del conjunto paraguayo para asumir el liderato y aspirar al único cupo a octavos de final.

De la misma forma, Independiente Medellín, tercero en la clasificación con 4 puntos, los mismos que el 9 de octubre ecuatoriano, también depende de una victoria en su visita al Inter y de un traspiés del Guaireña para asumir el liderato.

Tanto Inter como Independiente dependen de que Guaireña no sume puntos en su visita al 9 de octubre, prevista también para el martes.

Para vencer en Porto Alegre, el conjunto brasileño, comandado por el técnico Mano Menezes, tiene que superar la actual racha debido a que, pese a que está invicto hace ocho partidos, tan sólo ha cosechado empates en sus últimos cuatro compromisos.

Menezes afirmó que el Colorado tuvo buenas actuaciones y comenzó ganando sus dos últimos partidos, con Juventude y con Corinthians por el Campeonato Brasileño, pero que, por descuidos, permitió que sus rivales le empataran en minutos finales.

"Si jugamos con la misma entrega y la misma organización que en esos dos partidos podremos vencer el martes. Si vencemos, tendremos posibilidades de avanzar en la Sudamericana", dijo.

Menezes tendrá que sustituir a tres de sus titulares habituales ya que el centrocampista Alan Patrick, que se destacó en el empate con el Corinthians el sábado, no está inscrito en la Libertadores, como tampoco lo está Pedro Henrique.

La otra baja es la de Taison, que se lesionó y no tiene previsión de regreso a la cancha.

El Independiente Medellín, que el sábado supero al Deportivo Pasto por 1-0 y clasificó como cuarto a las finales de la Liga colombiana, desembarcó en Porto Alegre el domingo con dos jugadores en duda, el lateral izquierdo Yulián Gómez y el centrocampista David Loaiza, que tuvieron que ser sustituidos por molestias físicas en el encuentro de hace dos días.

El técnico del conjunto colombiano, Julio Comesaña, incluyó a los dos jugadores en la delegación que llegó a Brasil pese a que aún depende de la liberación de los médicos, pero dijo que la impresión inicial es que no tendrán problemas para jugar.

El equipo de Medellín no podrá contar en Porto Alegre con el centrocampista uruguayo Javier Méndez por expulsión ni con el lateral izquierdo Germán Gutiérrez por lesión, pero sí son sus principales figuras, incluyendo los argentinos Adrián Arregui y Luciano Pons, así como Jean Pineda.

El partido decisivo para la clasificación del Grupo E de la Sudamericana será disputado a las 19.15 hora local (22.15 GMT) en el estadio Beira-Río de la ciudad de Porto Alegre.

(c) Agencia EFE

Nuestro objetivo es crear un lugar seguro y atractivo para que los usuarios se conecten en relación con sus intereses. Para mejorar la experiencia de nuestra comunidad, suspenderemos temporalmente los comentarios en los artículos.