Los impresionantes números de Federer a lo largo de su carrera

·4  min de lectura

La jornada del jueves comenzó con una noticia de alto impacto deportivo a nivel mundial: Roger Federer, uno de los mejores tenistas de la era, anunció su retiro del profesionalismo. El ganador de 20 torneos de Grand Slam pondrá fin a su carrera luego de disputada la Laver Cup, la cual se jugará la semana que viene en Londres.

El suizo culminará una trayectoria plagada de logros en los máximos torneos: con seis conquistas en el Abierto de Australia, una en Roland Garros, ocho en Wimbledon y cinco en el US Open, el ex número uno del mundo se ubica en la tercera posición como el más ganador de Grand Slam en la historia del tenis, por detrás de Rafael Nadal (22) y Novak Djokovic (21).

Las 1251 victorias, junto a las 275 caídas a lo largo de sus 24 años como deportista profesional, lo llevaron al nacido en Basilea a convertirse en uno de los denominados Big Three, grupo conformado por los tres mejores tenistas de la historia, el cual integra con Nadal y Djokovic.

Federer, además, pasó 310 semanas como número uno del ranking mundial, cifra solamente superada por el tenista serbio. Como agregado, arrastró 237 semanas consecutivas al frente del ranking ATP y es el único en la historia que posee cinco o más títulos entre tres de los cuatro grandes trofeos de Grand Slam (6 en Australia, 8 en Wimbledon y 5 en US Open).

Otro de los récords alcanzados por el europeo consiste en haber alcanzado la mayor cantidad de finales de Grand Slam en la historia: fueron 31, de las cuales obtuvo 20. Con siete finales en Australia, cinco en Francia, 12 en Wimbledon y siete en Estados Unidos, Federer se convirtió, junto a Nadal y Djokovic, en el único tenista en alcanzar, por lo menos, cinco finales en cada torneo.

De los 13 adversarios diversos con los que chocó en encuentros decisivos por el máximo título profesional (Philippoussis, Safin, Roddick, Hewitt, Agassi, Baghdatis, Nadal, Fernando González, Djokovic, Murray, Söderling, del Potro y Čilić), fue al argentino al único que no pudo derrotar en la única ocasión en la que lo enfrentó, en la final del US Open 2009.

Sin embargo, el suizo no quedará en las páginas doradas del deporte únicamente por sus logros a nivel personal, sino también por lo conseguido en representación de su país, al que le dio una medalla dorada en Beijing 2008, una plateada en Londres 2012 y contribuyó a la conquista de la Copa Davis, en 2014.

En los Masters 1000, el Reloj Suizo, uno de los tantos apodos relacionados con su perfección para impactar, es el segundo tenista con mayor cantidad de finales alcanzadas, con 50. En 28 de ellas, logró quedarse con el título, quedando por detrás de Nadal y Djokovic como el más ganador.

Una de sus marcadas rivalidades fue contra el mallorquí, a quien enfrentó en una totalidad de 40 oportunidades, con saldo positivo para el español por 24-16. Cada uno lideró en su superficie, siendo Nadal quien lo superó 14-2 en polvo de ladrillo y 3-1 en hierba, terreno en el que Federer cuenta con el récord de mayor victorias (192), sólo por detrás de Bill Tiden (445).

Por su parte, el otro integrante del Big Three, Djokovic, también fue un adversario que marcó un antes y un después en la trayectoria del suizo. Fueron 50 enfrentamientos entre ambos, con un historial de 23-27 a favor del balcánico, quien lidera 20-18 en canchas duras y 3-1 en hierba. En polvo de ladrillo, se repartieron cuatro triunfos por lado.

En sus declaraciones en las que informó su retiro, Federer explicó: "Tengo 41 años. He jugado más de 1500 partidos en los últimos 24 años. El tenis me ha tratado más generosamente de lo que soñé, y ahora debo reconocer que es tiempo de terminar mi carrera competitiva”.

Sin dudas, el retiro del profesionalismo de Roger Federer acentúa el cambio de generación que atraviesa el mundo del tenis, el cual empieza a despedirse de las grandes figuras que llenaron de éxito las superficies, y le da la bienvenida a las nuevas promesas.

Foto: Getty Images