La grave lesión de Alexia Putellas, un drama en el que todos pierden

  • Disculpa el inconveniente.
    Algo salió mal.
    Inténtalo de nuevo más tarde.
·3  min de lectura
En este artículo:
  • Disculpa el inconveniente.
    Algo salió mal.
    Inténtalo de nuevo más tarde.

Redacción deportes, 6 jul (EFE).- Una de las peores noticias que podían sucederle a la Eurocopa femenina de fútbol de Inglaterra se confirmó tan solo un día antes del arranque de esta, la ausencia por lesión de la jugadora sobre la que estaban puestos los ojos de todos los aficionados.

Una rotura del ligamento cruzado anterior de la rodilla izquierda dejará a la centrocampista española Alexia Putellas, considerada en la actualidad como la mejor jugadora del mundo con el respaldo de premios individuales como el Balón de Oro o el The Best, sin el privilegio de defender a su país en un evento donde parte como uno de los favoritos.

El inesperado e indeseado contratiempo, que se produjo durante un entrenamiento a escasos días del debut de España, supone un revés para casi todo el ecosistema del balompié femenino empezando por la propia afectada.

Ilusionada como estaba por brillar a la altura de las expectativas, dispuesta a sacrificarse en favor de un grupo donde es referente, deberá animar desde la grada a sus compañeras y superar un largo proceso de recuperación que puede tenerla apartada de los terrenos de juego durante meses.

Sin ella el combinado español pierde enteros en sus aspiraciones a ser campeón y le tocará reinventarse si quiere alzarse con el título. Si bien es cierto que una de las grandes bazas del plantel es la polivalencia de sus jugadoras, lo que garantiza que su hueco será ocupado por alguna futbolista que dará buen rendimiento y que se pueden buscar alternativas, lo cierto es que su trascendencia en el verde va más allá de los esquemas.

Alexia es el cerebro, una de las principales timoneles del bloque, la pieza que es capaz de desarmar al contrario con un regate o un pase entre líneas. Aporta además carisma e infunde temor en las que están enfrente.

Difícilmente alguien en el plano individual puede acaparar todas esas virtudes, lo que obligará a redoblar esfuerzos en lo colectivo. 'La Roja' ha demostrado funcionar hasta ahora con un reloj y la duda es saber si seguirá siendo así en este contexto.

Dejando lo deportivo al margen, sin ella ante los focos se diluye una figura que ha contribuido sobremanera a despertar al 'gigante dormido' del fútbol femenino en España. Muchos son los que se han enganchado o reenganchado a él seducidos por sus éxitos y por los valores que transmite. El objetivo es que esa pasión no decaiga pese a su ausencia.

Si eso sucede en el país del que viene, lo mismo acontece en el extranjero. Los problemas físicos de la centrocampista dejan al torneo huérfano de uno de sus grandes reclamos. Verla en directo bien vale el pago de una entrada y la atención que despertaba en su rol de cabeza de cartel será difícil de lograr con otra jugadora.

Asimismo pierde, como no puede ser de otra forma, el espectáculo. En un evento de estas características, uno de los mejores escaparates posibles, siempre se quiere ver a las grandes estrellas compitiendo entre ellas. La exigencia hace que cada una dé todo lo que tiene y eso redunda en el disfrute del espectador.

De esta manera, el percance sufrido es un bala de cañón que amenaza con abrir una brecha importante en una Eurocopa con muchos aspirantes y quizás más abierta que nunca. Es inevitable, se echará de menos a Alexia.

Carlos Mateos Gil

(c) Agencia EFE

Nuestro objetivo es crear un lugar seguro y atractivo para que los usuarios se conecten en relación con sus intereses. Para mejorar la experiencia de nuestra comunidad, suspenderemos temporalmente los comentarios en los artículos.