Garantiza gobierno de Querétaro seguridad en el Gallos-Atlas

CIUDAD DE MÉXICO, enero 19 (EL UNIVERSAL).- Está garantizada la seguridad en el partido de Querétaro contra Atlas que se jugará en el estadio Corregidora el próximo domingo, sin público, confirmó el gobernador Mauricio Kuri González, al señalar que se tomarán todas las medidas necesarias para evitar que suceda algo similar a lo del 5 de marzo de 2022.

"Se juntó el Oficial Mayor, se juntó el presidente del Club Gallos y el secretario de Seguridad para poder, aunque no hay público, para poder dar tranquilidad, sobre todo en los alrededores", puntualizó.

La ausencia de público durante el encuentro deportivo obedece a una de las sanciones emitidas por la Federación Mexicana de Futbol (FMF), esto luego del hecho violento que se registró en el estadio, precisamente entre las barras de Atlas y Gallos, hace casi un año. Además, fueron aplicadas otras sanciones por la Comisión Disciplinaria FMF, como que las categorías de Fuerzas Básicas y Femenil también deberían jugar durante un año a puerta cerrada, pudiendo ser disputados en la misma sede, o sea en el estado de Querétaro.

Los Gallos también recibieron una sanción económica de un millón 500 mil pesos y el veto por tres años del grupo de animación de Querétaro en los partidos que el Club juegue como local y un año como visitante.

"Es un partido porque no va a haber público, porque seguimos con la pena que impuso la federación, sin embargo, habrá que llamar a la junta del estadio a que se mantenga un respeto y estaremos cuidándolo mucho para que no vuelva a suceder lo que sucedió", subrayó Kuri González.

Condiciones para reapertura

Dentro de las condiciones para que pueda regresar la afición antes de lo previsto es que sean instaladas cámaras de seguridad, las cuales deben correr a cargo de la directiva del equipo de Gallos Blancos, esto a pesar de que gobierno del estado sea propietario del inmueble.

Otra de las acciones que deben adecuar para que la afición regrese a los partidos en el Corregidora es la activación de la estrategia Fan ID con la cual se pretende incrementar la seguridad de los estadios mediante el registro de aficionados.