La española Sandra Sánchez gana la medalla de oro en katas

  • Disculpa el inconveniente.
    Algo salió mal.
    Inténtalo de nuevo más tarde.
·2  min de lectura
Kárate - Katas Individual Femenino - Fase eliminatoria
En este artículo:
  • Disculpa el inconveniente.
    Algo salió mal.
    Inténtalo de nuevo más tarde.

TOKIO, 5 ago (Reuters) -La competición femenina de katas ha supuesto la primera aparición del kárate en las Olimpiadas este jueves, en la que la veterana española Sandra Sánchez se hizo con el oro por primera vez y dejó a su eterna rival y favorita local Kiyou Shimizu con la plata.

"Hay muchas emociones en este momento", dijo Sánchez al referirse a su debut en el escenario olímpico. "He esperado mucho tiempo para este momento", añadió la deportista de 39 años, que en su día fue considerada demasiado mayor para competir al más alto nivel.

En el primer combate por la medalla de oro de kárate entre Sánchez y la japonesa Kiyou Shimizu no hubo ni un solo golpe.

En la disciplina de katas, los practicantes demuestran técnicas ofensivas y defensivas contra un oponente virtual, eligiendo entre 102 formas con nombres que suenan esotéricos como Chatanyara Kushanku y Suparinpei, que gritan antes de empezar.

Las ejecuciones de 3 minutos en la modalidad de katas, que procede de los cuatro estilos principales de karate —Goju-Ryu, Shito-Ryu, Shotokan-Ryu y Wado-Ryu— se puntúa en función de la velocidad, el ritmo, el equilibrio, la precisión y otros factores.

Al realizar su rutina en el estadio Nippon Budokan, el hogar espiritual de las artes marciales japonesas en Tokio, en silencio y sin espectadores, Sánchez obtuvo una puntuación de 28,06 frente a los 27,88 de Shimizu.

Las dos habían obtenido una puntuación superior al resto en la ronda de eliminación para enfrentarse en la final, tal y como se esperaba.

A medida que las dos ejecutaban su ejercicio, el ritmo de los fotógrafos que se alineaban en el escenario de la plaza aumentaba cada vez más, y los obturadores de sus cámaras se sumaban a los chasquidos de los dogi (uniforme usado por los karatekas) de los competidores y a sus gritos durante sus ejercicios.

En la categoría de combate "kumite" la competición estaba más abierta. El campeón mundial en la categoría masculina de 67 kg, el francés Steven Da Costa, perdió uno de sus cuatro combates de la ronda de eliminación ante el jordano Abdel Rahman Almasatfa.

Da Costa se enfrentará al kazajo Darkhan Assadilov y Almasatfa se enfrentará al turco Eray Samdan en las semifinales.

En el kumite, se dan de uno a tres puntos con golpes adecuados: "yuko", un puñetazo a la cabeza o al cuerpo, vale un punto; "waza-ari", patadas al abdomen, dos puntos; e "ippon", una patada a la cabeza o cualquier técnica puntuable aplicada a un oponente que ha caído, obtiene tres puntos.

(Reporte de Chang-Ran Kim; edición de Clare Fallon, traducido por Jose)

Nuestro objetivo es crear un lugar seguro y atractivo para que los usuarios se conecten en relación con sus intereses. Para mejorar la experiencia de nuestra comunidad, suspenderemos temporalmente los comentarios en los artículos.