Emma Raducanu se despidió rápido del US Open y no pudo defender el título en Flushing Meadows

·5  min de lectura
NEW YORK, NEW YORK - AUGUST 30: Emma Raducanu of Great Britain reacts against Alize Cornet of France in their Women's Singles First Round match on Day Two of the 2022 US Open at USTA Billie Jean King National Tennis Center on August 30, 2022 in the Flushing neighborhood of the Queens borough of New York City.   Julian Finney/Getty Images/AFP
== FOR NEWSPAPERS, INTERNET, TELCOS & TELEVISION USE ONLY ==
NEW YORK, NEW YORK - AUGUST 30: Emma Raducanu of Great Britain reacts against Alize Cornet of France in their Women's Singles First Round match on Day Two of the 2022 US Open at USTA Billie Jean King National Tennis Center on August 30, 2022 in the Flushing neighborhood of the Queens borough of New York City. Julian Finney/Getty Images/AFP == FOR NEWSPAPERS, INTERNET, TELCOS & TELEVISION USE ONLY == - Créditos: @JULIAN FINNEY

La ovacionaron y la alentaron hasta el final, pero el calor que recibió desde las tribunas no alcanzó. Tampoco, el fresco recuerdo de campeona en el certamen: la joven tenista británica Emma Raducanu, sorprendente ganadora del US Open en 2021, fue eliminada en la noche del martes en la primera ronda del Grand Slam de Nueva York ante la francesa Alizé Cornet. Raducanu, número 11 del ranking femenino, cayó ante la veterana Cornet (40º) por 6-3 y 6-3 en una hora y 42 minutos de juego en la cancha Louis Armstrong, la segunda mayor de Flushing Meadows. Desde el inicio de la era Open en 1968, únicamente otras dos campeonas del Abierto de Estados Unidos cayeron en sus estrenos: Svetlana Kuznetsova en 2005 y Angelique Kerber en 2017.

A sus 19 años, Raducanu no fue capaz de mantener el impulso de su asombrosa victoria del año pasado en el US Open, donde fue la primera tenista en conquistar el título desde la qualy y sin ceder un solo set. ”Obviamente es muy decepcionante, muy triste irse de aquí”, dijo Raducanu después. “Es probablemente mi torneo favorito”. ”En cierto modo estoy contenta porque es un borrón y cuenta nueva. Voy a bajar en la clasificación y a subir de nuevo”, dijo. “La etiqueta irá saliendo de mi espalda”. La británica reconoció sentir la presión de las expectativas que la siguen desde el inesperado triunfo de 2021, que la convirtió en un fenómeno en su país. Esta temporada no conquistó títulos y en los tres Grand Slams anteriores fue eliminada en la segunda ronda.

Raducanu se queja de las ampollas en sus manos; perdió ante la experimentada Cornet
Raducanu se queja de las ampollas en sus manos; perdió ante la experimentada Cornet - Créditos: @JULIAN FINNEY

“Estuve haciendo un muy buen trabajo en las últimas seis semanas especialmente. Estoy ansiosa por juntar más de esas semanas de manera consistente, luego veremos qué sucede”, se ilusionó, Y agregó: “Definitivamente siento que estoy creciendo en confianza. Solo te trata de no tener grandes lapsos de lagunas en el juego”. Sobre el manejo mental de las situaciones, contó: “En el pasado, me deprimía mucho, mucho, porque no estaba acostumbrada a perder. Ahora duele un poco porque es mi torneo preferido, pero estoy orgullosa de exponerme en cada partido, todos los días. Como si supiera qu eme estoy esforzando para ser lo mejor que puedo”.

Este martes fue víctima de la experimentada Cornet, de 32 años, que sentenció el duelo con una serie de exquisitos drops en los momentos clave. Pero además, Raducanu lidió con ampollas en la mano derecha con la que sujeta su raqueta y pidió asistencia tras el primer set para recibir tratamiento. Hace un año, asomó en en Flushing Meadows como la 150° del ranking para participar en apenas el segundo grande de su precoz carrera. Sorteó los tres partidos de la etapa previa y terminó hilvanando 10 triunfos para convertirse en la primera jugadora que surgió de la `qualy’ en conquistar un título de Grand Slam, venciendo a otra adolescente sin preclasificación, Leylah Fernández, en la final. Esta vez, su camino hacia la defensa de la corona se interrumpió en el primer capítulo.

La derrota de Osaka

Naomi Osaka, doble campeona del US Open, también fue eliminada. Se frustró en la madrugada del miércoles, en su estreno en el Grand Slam de Nueva York ante la estadounidense Danielle Collins. Osaka, número 44 del ranking de la WTA, perdió ante la 19° del mundo por 7-6 (7/5) y 6-3, en un choque que concluyó pasada la medianoche en la cancha central de Flushing Meadows. La japonesa, campeona del torneo en 2018 y 2020, y la estadounidense, finalista del pasado Abierto de Australia, protagonizaron un trepidante primer set que se resolvió en un emocionante tiebreak. Collins, que enfrentará en la segunda ronda a la española Cristina Bucsa, se mostró mucho más sólida y logró zanjar el duelo por la vía rápida.” Ya había perdido tres veces contra ella. Tenía mucha información sobre qué hacer mejor”, declaró la vencedora.

Naomi Osaka y su desazón, en un mal año
Naomi Osaka y su desazón, en un mal año - Créditos: @COREY SIPKIN

Por su lado, Osaka, ex número uno mundial, sigue sin recuperar su mejor estado de forma en una temporada en la que también quedó afuera en la primera ronda de Roland Garros y en la tercera del Abierto de Australia. “Realmente no ha sido un gran año”, reconoció la japonesa, y amplió: “ Pero, creo que fue especial estar en la Arthur Ashe; muchos jugadores morirían por esa oportunidad. Estoy agradecida de que el torneo me permita seguir jugando, aunque no sea cabeza de serie”. En una actitud bastante insólita -sobre todo por su jerarquía de jugadora y su condición de doble campeona, Osaka le sacó una foto a la cancha tras la derrota. Cuando le preguntaron por qué lo había hecho, expresó: “Solo para recordarlo, porque se veía genial”. Pero además, reconoció sus confusiones mentales, en un período muy inestable en el circuito WTA. “Siento que tengo que relajarme un poco porque hay mucho caos aleatorio en mi cabeza en este momento. Solo quiero decir que soy el tipo de persona que piensa mucho, hasta el punto en que pienso demasiado. A veces, cuando juego partidos, tengo que decirme a mí misma que deje de pensar y solo siga más el instinto”.