Son, dispuesto a "asumir riesgos" tras su lesión en el rostro

JUNG YEON-JE/AFP via Getty Images

La participación de Heung-Min Son en el Mundial de Qatar 2022 estuvo en duda hasta último momento, lo que generó una gran preocupación en Corea del Sur. Esto se dio tras sufrir una fractura alrededor del ojo izquierdo, en la victoria de Tottenham Hotspur ante Olympique de Marsella, por la UEFA Champions League, a principios de este mes.

A pesar de la gravedad de la lesión y los temores, el delantero fue incluido en la lista de 26 convocados de Paulo Bento, para la Copa del Mundo, y posteriormente declaró que no se perdería el torneo "por nada del mundo".

Ahora, el atacante redobló la puesta a su determinación y aseguró que irá hasta el límite para tener un desempeño normal en la cita internacional, luego de que se lo observara con una máscara protectora en el rostro, en el entrenamiento de este miércoles, en Doha.

"No soy médico, es difícil para mí decir cuándo puedo jugar. Haré lo mejor que pueda, dadas las circunstancias. Desde la perspectiva de los fanáticos, puede que esté llevando esto demasiado lejos, pero los jugadores de fútbol siempre compiten bajo tales riesgos", manifestó, ante los medios.

"Solo quiero darles alegría y esperanza a nuestros fanáticos. Estoy más que dispuesto a asumir esos riesgos", agregó el jugador, de 30 años, que estuvo fuera de los últimos tres juegos de los Spurs.

Con un esfuerzo alto por conducir a Los Guerreros Taeguk en el Mundial, dijo: "Todos los que vienen a la Copa del Mundo quieren jugar bien, pero se necesita más que eso. Hablando de manera realista, es más importante estar preparado para los partidos que solo tener el deseo de jugar bien".

En la misma línea, Son sostuvo: "No puedo predecir el futuro, pero quiero hacer de esta una Copa del Mundo especial, usando hasta la última onza de energía que tengo".

Si bien su participación en el primer partido del Grupo H contra Uruguay, el 24 de noviembre, sigue siendo incierta, la estrella coreana ya se siente a gusto con su máscara.

"Al principio, me sorprendió lo cómoda que era la máscara. Se siente un poco diferente aquí que en Inglaterra, porque aquí hace más calor y sudé mucho. Estas máscaras de carbono son realmente livianas y es probable que no se rompan. Si una máscara se rompe, significa que algo me pasó en la cara, ¡así que espero que no llegue a eso!", cerró.

Foto: JUNG YEON-JE/AFP via Getty Images