Debut soñado de Joaquín Correa en Inter: entró y convirtió un doblete en triunfo ante Hellas Verona

  • Disculpa el inconveniente.
    Algo salió mal.
    Inténtalo de nuevo más tarde.
  • Disculpa el inconveniente.
    Algo salió mal.
    Inténtalo de nuevo más tarde.
  • Disculpa el inconveniente.
    Algo salió mal.
    Inténtalo de nuevo más tarde.
·2  min de lectura
En este artículo:
  • Disculpa el inconveniente.
    Algo salió mal.
    Inténtalo de nuevo más tarde.
  • Disculpa el inconveniente.
    Algo salió mal.
    Inténtalo de nuevo más tarde.
  • Disculpa el inconveniente.
    Algo salió mal.
    Inténtalo de nuevo más tarde.

Joaquín Correa tuvo un debut soñadísimo en Inter de Milán. Entró en la segunda parte y, en pocos minutos, anotó un doblete para que los nerazzurros le ganen a Hellas Verona, de visitante, por 3-1. Lautaro Martínez había anotado el primero del equipo. Los argentinos le dan los tres puntos al equipo de Simone Inzaghi.

Partido complicado para Inter, que se le complicó por errores propios y por la buena voluntad de presionar del Hellas Verona. Sin embargo, en la segunda parte, apareció primero Lautaro Martínez y luego el debut soñado de Joaquín Correa para que el campeón siga por el buen camino en el inicio de la Serie A.

 

 

El conjunto de Simone Inzaghi había comenzado mejor, repitiendo la buena imagen mostrada en el debut ante Genoa. Sin embargo, el local pegó primero luego de un mal pase en la salida de Samir Handanovic. La pelota le pasa a Marcelo Brozovic, aprovecha Ivan Ilic, quien la roba y se va mano a mano ante el arquero para definir por arriba y convertir el 1-0.

El gol envalentonó al Hellas Verona, que se acomodó en el campo y no retrocedió. Inter buscó con algunos centros el empate y la única cerca fue una de Barella, que de todas maneras se fue afuera. Aún así, al visitante le costó ante las presiones que lo propinaba el rival. Pero, al comienzo de la segunda parte, se encontró con el empate de un lateral al área donde Dzeko la peina y Lautaro Martínez aparece completamente solo para poner el empate 1-1.

Con el 1-1, las cosas se le acomodaron a Inter, pero Verona lejos de retroceder siempre le planteó un partido áspero y de suma tensión. Aún así, los de Inzaghi fueron los que más apretaron y complicaron al arquero Montipò. Pero al minuto 74, Inzaghi optó por el ingreso de Joaquín Correa por Lautaro Martínez para cambiar la historia y su pupilo, a quien conoce de Lazio, no defraudó.

Primero, al minuto 83, convirtió el 2-1 de cabeza para ya debutar con gol y darle el triunfo sufrido a Inter. Sin embargo, volvió a aparecer sobre el final, para clavar su segundo personal y ampliar las ventajas a 3-1, resultado final para la victoria nerazzurri en casa de Hellas Verona.

Nuestro objetivo es crear un lugar seguro y atractivo para que los usuarios se conecten en relación con sus intereses. Para mejorar la experiencia de nuestra comunidad, suspenderemos temporalmente los comentarios en los artículos.