Debut mundialista a los 40 de futbolista canadiense

CIUDAD DE MÉXICO, noviembre 16 (EL UNIVERSAL).- Más allá de la euforia que generan los partidos de la Copa del Mundo, esta también tiene un sinfín de historias que hacen que el futbol sea aún más mágico y Qatar 2022 no será la excepción.

Atiba Hutchinson tiene casi 20 años de haber debutado en la selección de Canadá y este fin de año podrá jugar por primera vez una Copa del Mundo.

Está cerca de cumplir los 40 años de edad, juega para el Besiktas de Turquía y será el futbolista más veterano en la Copa del Mundo; en caso de sumar minutos con su equipo, podría hacer historia. Él se convertiría en el segundo futbolista más longevo en jugar un Mundial, después de Roger Milla, quien lo hizo con 42 años, un mes y 8 días en Estados Unidos 1994.

Si en algún partido aparece de inicio, tendrá el récord del futbolista con mayor edad en ser titular en un campeonato mundial, que hoy lo posee Ángel Labruna con una edad de 39 años, 8 meses y 18 días en Suecia 1958.

Alguna vez Atiba pensó que iba a jugar un Mundial, pero representando a Trinidad y Tobago, porque sus padres son de origen trinitario y el amor al futbol lo heredó de su padre. A los 19 años se separó de su familia para ir al futbol de Suecia. Luego pasó al Copenhague de Dinamarca; sus actuaciones lo llevaron al PSV Eindhoven y en 2013 llegó al Besiktas, en el cual es considerado un ídolo.

Tras quedar eliminados rumbo a Rusia 2018, Hutchinson decidió no seguir con su carrera como internacional, pero el técnico John Herdman tuvo claro que debía recuperar al jugador más exitoso a nivel internacional para un proceso más y lo convirtió en el líder del equipo para esta Copa del Mundo.