Copa Libertadores. Un guiño para los argentinos: salvo Palmeiras, el resto de los brasileños atraviesa sus problemas

·9  min de lectura
Willian, de frente, pieza clave de Corinthians en el empate 0-0 del sábado pasado ante Santos; el Timao recibirá a Boca este martes por la Copa
Willian, de frente, pieza clave de Corinthians en el empate 0-0 del sábado pasado ante Santos; el Timao recibirá a Boca este martes por la Copa - Créditos: @Ricardo Moreira

SAN PABLO.– Al igual que el año pasado, los clubes argentinos y los brasileños, con seis representantes cada uno, forman la abrumadora mayoría entre los clasificados a los octavos de final de la Copa Libertadores que se pondrán en marcha mañana. Sin embargo, en 2021 apenas River logró “sobrevivir” a esa instancia por el lado argentino, mientras que cinco equipo brasileños se metieron entre los ocho finalistas.

La gran definición la disputaron Flamengo y Palmeiras en el estadio Centenario, de Montevideo, con victoria del Verdão, que venía de ser campeón en 2020 en otra final 100 por ciento brasileña, ante Santos. Hay que remontarse hasta 2019, cuando Flamengo venció a River, en Lima, para encontrar una final que no sea exclusividad de los clubes brasileños y donde, además, haya marcado presencia un equipo argentino.

"Huevos y omelette", la particular definición del DT de Corinthians de cara a Boca

A partir de esas últimas definiciones en las que solo se habló en portugués, mucho se dijo sobre la “hegemonía” de los equipos brasileños en el continente… y con fundamentos. Además de ser una fábrica inagotable de cracks, las inyecciones económicas que reciben las instituciones de Brasil acabaron con la paridad histórica del torneo.

Siempre rivales “indeseados”, los multimillonarios Flamengo, Atlético Mineiro y, sobre todo, Palmeiras, continúan siendo fuertes candidatos a quedarse con el título. Pero también es cierto que no todo lo que brilla es oro en la actualidad de los “vecinos” y eso puede leerse como un guiño para los equipos de nuestro país en su anhelo de volver a luchar por “la gloria eterna”.

Con la excepción de un Palmeiras casi sin fisuras –ayer empató 2-2 de visitante ante Avai–, que arrasó en el Grupo A de la Libertadores ganando todos sus encuentros y lidera el Campeonato Brasileño con tres puntos de ventaja sobre Corinthians, Flamengo y Atlético Mineiro no parecen ser los “cucos” arrasadores de meses atrás. Se encuentran inmersos en sus crisis deportivas y sobre todo, de mando.

Palmeiras, el gran candidato: el Verdao busca el tricampeonato en la Libertadores
Palmeiras, el gran candidato: el Verdao busca el tricampeonato en la Libertadores - Créditos: @Cesar Greco


Palmeiras, el gran candidato: el Verdao busca el tricampeonato en la Libertadores (Cesar Greco/)

En el rubro-negro carioca, la situación es mucho más crítica ya que perdió cinco de los siete últimos seis partidos que disputó, una secuencia que los torcedores no perdonan debido a la jerarquía de uno de los planteles más ricos del continente. En medio de esa racha negativa, el experimentado entrenador Dorival Júnior sustituyó al portugués Paulo Sousa, que fue despedido.

A pesar del golpe de timón, el equipo continúa sin encontrar el rumbo. Si bien se clasificó primero en el Grupo H de la Copa Libertadores (que compartió con Talleres), venciendo cinco de los seis partidos que jugó, Flamengo se encuentra en la octava posición del Campeonato Brasileño, pero hace solo una semana merodeaba los puestos de descenso.

Sin ir demasiado lejos, entre el domingo y el miércoles pasados, en menos de tres días, perdió dos veces contra Atlético Mineiro en el estadio Mineirão, de Belo Horizonte, por el Brasileirão y por la ida de los octavos de final de la Copa de Brasil. No es un dato menor ya que ambos equipos disputan uno de los clásicos más calientes, por historia y por actualidad. El sábado pasado, al menos, encontró algo de alivio al golear 3-0 a América, de Minas Gerais.

El principal motivo de inquietud en el rojinegro de Río de Janeiro es la apatía que demuestra el equipo ante los resultados adversos. El liderazgo de los experimentados David Luiz y Filipe Luis y el talento que brota de los pies de Giorgian De Arrascaeta, Everton Ribeiro, Andreas Pereira y Gabriel Barbosa, no parecen ser suficiente para sacar a Flamengo de un extraño letargo. El de Dorival es un equipo que no ofrece garantías en defensa (recibió goles en sus últimos 11 partidos de visitante, peor racha desde 2010), lento en las transiciones y con poco repertorio en la parte ofensiva, algo impensado para un “plantel de selección”.

Gabigol, el matador de Flamengo, que se recuperó en los últimos días tras coquetear con las posiciones de descenso en el Brasileirao
Gabigol, el matador de Flamengo, que se recuperó en los últimos días tras coquetear con las posiciones de descenso en el Brasileirao - Créditos: @Gilvan de Souza


Gabigol, el matador de Flamengo, que se recuperó en los últimos días tras coquetear con las posiciones de descenso en el Brasileirao (Gilvan de Souza/)

En medio de la tormenta, Bruno Henrique, uno de los jugadores más desequilibrantes del equipo, sufrió una lesión multiligamentaria en la rodilla derecha, por lo que debió ser operado y su recuperación demandará entre 10 y 12 meses de inactividad. En su reemplazo, Flamengo contrató a Everton Cebolinha (ex-Gremio y selección), que estaba en Benfica, de Portugal, y podría contratar otro atacante de renombre –además, se encuentran en negociaciones por el mediocampista chileno Arturo Vidal–. Sin embargo, el problema de Flamengo parece ser mucho más profundo que la falta de gol.

El próximo miércoles, en su visita a Deportes Tolima, de Colombia, Flamengo intentará retomar la senda de la victoria. Un resultado adverso, otro más, podría agotar la paciencia de su gente y, aunque cueste creerlo, dejaría casi sin margen de error a Dorival Júnior, técnico recientemente contratado.

Otro de los grandes animadores de la Libertadores 2021, con potencial para ser campeón, es el multiestelar Atlético Mineiro de Hulk y Nacho Fernández. Sin embargo, el equipo dirigido por Antonio Mohamed aún no logra recuperar la solidez y la contundencia que supo tener en la temporada anterior, bajo el comando de Cuca.

Más allá de que la situación en el Galo está lejos de ser idílica, el par de contundentes victorias ante Flamengo, en menos de 72 horas, parece haber aportado un poco de calma. Justo antes de viajar a Guayaquil, para enfrentar a Emelec, los del Turco parecen haber recuperado la mejor versión de Hulk y de Fernández, decisivos los duelos ante los cariocas. Además, el delantero chileno Eduardo Vargas volvió en buena forma de una lesión y Matías Zaracho, una pieza clave para el esquema del Turco, está en la última fase de recuperación del compartimiento anterior del muslo derecho. El sábado, se impuso por 3-2 sobre Fortaleza.

No obstante, Atlético Mineiro no puede dormirse una siesta en este colchón de buenas señales y cierto reconocimiento de parte de su público ya que 10 días atrás, antes de los capítulos ante Flamengo, la destitución del Turco parecía un hecho y varios jugadores, sobre todo las estrellas del equipo, sufrían una especie de “amnesia futbolística”.

Antonio Mohamed no consigue estabilizar al Atlético Mineiro.
Antonio Mohamed no consigue estabilizar al Atlético Mineiro. - Créditos: @PEDRO SOUZA / ATL�ICO


Antonio Mohamed no consigue estabilizar al Atlético Mineiro. (PEDRO SOUZA / ATL�ICO/)

Otra noticia alentadora para Mohamed y los suyos es que horas antes de viajar a Ecuador se confirmaron los arribos del delantero Alan Kardec (jugó en São Paulo, Benfica y proviene del Shenzhen, de China) y del defensor Jemerson (estaba en el Metz, de Francia, y fue campeón de la Libertadores 2013 con el albinegro de Belo Horizonte).

Los dos enfrentamientos entre equipos argentinos y brasileños en los octavos del certamen subcontinental los protagonizarán Boca ante Corinthians (compartieron grupo) y Estudiantes ante el Fortaleza de Juan Pablo Vojvoda.

Atletico Mineiro, el equipo dirigido por el Turco Mohamed, con los argentinos Nacho Fernández y Zaracho
Atletico Mineiro, el equipo dirigido por el Turco Mohamed, con los argentinos Nacho Fernández y Zaracho


Atletico Mineiro, el equipo dirigido por el Turco Mohamed, con los argentinos Nacho Fernández y Zaracho

Al igual que los dirigidos por Battaglia, el Timão vive un momento de mayor estabilidad respecto al anterior enfrentamiento entre ambos, a mediados de mayo. La goleada por Copa de Brasil, 4 a 0 ante Santos, protagonizada el último miércoles en un colmado estadio Neo Química Arena, parece haber puesto al equipo paulista en el punto más alto de su rendimiento en esta temporada. Este sábado, empató 0-0 con Santos.

Por fin, y tras varias críticas, el técnico portugués Vitor Pereira está dejando su sello. La marca de un equipo que no suele lucirse, pero que suele demoler desde su dinámica, con un ritmo incansable. El balance entre juveniles como Gustavo Mantuan o Du Queiroz, y experimentados como Giuliano, Renato Augusto y Willian, de gran fase, por fin está dando los resultados deseados por el entrenador europeo.

Sin embargo, y a pesar de su grandeza histórica, Corinthians no parece estar a la altura de pelear por el título en la Libertadores. Sobre todo, debido a su plantel corto, uno de los principales reclamos del portugués Pereira hacia la dirigencia. De todas formas, Boca no podrá relajarse porque esta versión del Timão (está segundo en el Brasileirão, a tres puntos de Palmeiras) puede no ser vistosa, pero sí es hiriente y efectiva, hambrienta y oportuna.

En el “duelo de leones”, Estudiantes tendrá enfrente a un Fortaleza que durante esta temporada presentó dos caras en las antípodas. Por un lado, el equipo ambicioso de la Libertadores, el que no le teme a hacer historia y refleja en campo lo que Vojvoda pretende, arriesgando e imponiéndose como lo hizo en Santiago, arrebatándole la clasificación a Colo-Colo. Por otro lado, en el Campeonato Brasileño el rendimiento es preocupante, ya que el conjunto nordestino parece perdido, sin identidad, y suma apenas 10 puntos sobre 14 fechas disputadas.

El último de los brasileños que se metió entre los 16 mejores es Athletico Paranaense, que fue de menor a mayor en la Libertadores y se cruzará con Libertad, a quien terminó escoltando en el Grupo B. Del ganador de su llave saldrá el rival de Estudiantes o Fortaleza.

Juan Pablo Vojvoda, DT argentino de Fortaleza
Juan Pablo Vojvoda, DT argentino de Fortaleza - Créditos: @INstagram @fortalezaec


Juan Pablo Vojvoda, DT argentino de Fortaleza (INstagram @fortalezaec/)

El Furacão de Curitiba, dirigido por el legendario Luiz Felipe Scolari, cuenta con una delantera más que interesante donde se destacan el tucumano Tomás Cuello, los uruguayos David Terans y Agustín Canobbio, y el siempre rendidor Pablo. Además, en las próximas horas podría sumarse Fernandinho, de 37 años, tras casi una década vistiendo la camiseta de Manchester City, de Inglaterra.

A partir de este breve análisis, y con la excepción de Palmeiras, los “cucos” del fútbol brasileño no se ven tan amenazantes como en 2021. Aunque, las etapas decisivas de este torneo suelen ser un escenario ideal para que conjuntos de gran jerarquía, como Atlético Mineiro y Flamengo, recuperen su identidad. Para poder competir, los equipos argentinos deberán demostrar su mejor cara y aprovechar cada oportunidad que se les presente. Solo así se podrá quebrar, por fin, la hegemonía brasileña.

Nuestro objetivo es crear un lugar seguro y atractivo para que los usuarios se conecten en relación con sus intereses. Para mejorar la experiencia de nuestra comunidad, suspenderemos temporalmente los comentarios en los artículos.