Copa Argentina: Independiente encontró alivio con una goleada mientras busca un nuevo conductor

·6  min de lectura
Todos abrazan a Cauteruccio, autor del primer gol en el Ciudad de La Plata
Todos abrazan a Cauteruccio, autor del primer gol en el Ciudad de La Plata - Créditos: @Ignacio Amiconi

En el día dedicado a sus hinchas, Independiente respiró hondo y se sacó de encima la mufa que arrastraba desde hace dos meses. Le ganó 3-0 a Ciudad de Bolívar por la Copa Argentina, con más comodidad que brillo y se dio un respiro hasta recibir al nuevo director técnico, que se espera se defina esta semana.

La victoria, holgada en la chapa, no fue sin embargo equivalente con el juego del equipo, tan descoordinado como lo ha sido en los 8 partidos de la Liga Profesional; alejado de la historia y las pretensiones su gente y sin que se vislumbren cambios profundos en el horizonte cercano.

Desplázate para continuar viendo el contenido.
Anuncio

La facilidad de Damián Pérez para trepar en ataque, el ímpetu de Kevin López y la siempre latente gambeta de Nicolás Vallejo inclinaron la cancha hacia la izquierda desde el arranque. Desde ahí llegó a los 7 una oportunidad clarita que el arquero Maximiliano Cavallotti le frustró a Martín Cauteruccio, y desde ahí también nacería el 1-0 a los 15. De un córner a favor de Ciudad de Bolívar partió una contra que llevaron entre Vallejo y Juan Cazares, el puntero puso el centro bajo y Cauteruccio lo empujó a la red.

Cauteruccio celebra el primer gol, que abrió el triunfo sobre Ciudad de Bolívar por la Copa Argentina.
Cauteruccio celebra el primer gol, que abrió el triunfo sobre Ciudad de Bolívar por la Copa Argentina. - Créditos: @Ignacio Amiconi

Por entonces, Independiente ya había mostrado algunas de las falencias habituales que lo condujeron a la racha de siete partidos sin ganar. Una de ellas, la falta de marca en mitad de cancha, le permitía al zurdo Ismael Roldán manejar con comodidad el timón de los bolivarenses.

No es un recuperador nato Iván Marcone; tampoco López, aunque se esfuerce, y mucho menos Cazares, que ni siquiera lo intenta. Detectó enseguida Roldán que las espaldas del ecuatoriano eran el sitio donde podía recibir libre para buscar asociarse con Brian Duarte y Gonzalo Urquijo, y darle control del juego a los suyos, pero cuando el partido iba por esos carriles el Rojo logró armar la acción del 1 a 0.

Parecía la ocasión ideal para empezar a tejer una actuación convincente que ayudara a recuperar parte de la confianza extraviada. No fue así. A quien sea el entrenador que pase a comandar el vestuario del Rey de Copas, le costará reacomodar las piezas de un rompecabezas que no acaba de encajar sin que importen demasiado ni el escenario ni los intérpretes.

Lo mejor del partido

En casi todo el desarrollo, Independiente repitió los mismos problemas que viene padeciendo desde el arranque de la temporada. No tiene continuidad ni fluidez en el manejo de la pelota, lo que le impide dominar el juego y progresar en la cancha con las líneas juntas para evitar desajustes en caso de pérdida; y las dificultades para tapar el toque rival en el medio concede ventajas a quien se atreva a buscar con decisión el fondo de la cancha.

Tuvo fortuna en ese lapso Independiente de tener enfrente un adversario al que le costó despojarse de su timidez. Ciudad de Bolívar afrontó el primer partido de su corta historia ante un rival de Primera División, y como era lógico le dedicó una alta cuota de respeto a la camiseta que tenía delante. Sólo un preciso centro de Roldán que alcanzó a desviar Urquijo y se fue apenas ancha a los 35 le alteró el pulso a Rodrigo Rey.

Kevin López busca recuperar el balón para Independiente
Kevin López busca recuperar el balón para Independiente - Créditos: @Ignacio Amiconi

Sin embargo, el toque atildado del conjunto del Federal A le alcanzó para poner en evidencia varias de las carencias del Rojo. Altera buenas y malas Marcone; no levantó su nivel la defensa con la reaparición de Edgar Elizalde; mantuvo sus dificultades en el mano a mano Javier Báez como lateral derecho; y sigue desajustado y excedido en la vehemencia de sus intervenciones Sergio Barreto.

El segundo tiempo se abrió con un tiro libre de Cazares que hizo temblar el palo izquierdo de Cavallotti y continuó con la jugada que, de alguna manera, definió el encuentro. Alfredo Troncoso, 32 años, goleador histórico de Ciudad de Bolívar y lavador de autos, entró al campo tras el descanso para darse el gusto de su vida y jugar contra un grande. Nueve minutos más tarde, cuando casi no había tocado la pelota, se aprestó para recibir de espaldas, vislumbró que Elizalde lo iba a cuerpear y soltó el codazo para cubrirse. Tarjeta roja y final de su aventura y del misterio en el partido.

Remata Cauteruccio; Independiente volvió a la victoria después de dos meses
Remata Cauteruccio; Independiente volvió a la victoria después de dos meses - Créditos: @Ignacio Amiconi

Le quedaba a Independiente más de media hora por delante para subir un par de peldaños en su volumen de fútbol. Sólo consiguió cerrar el resultado. En cambio, nada parece alterar la mediocridad ni la carencia de una idea definida de juego en un equipo que se mueve en base a espasmos.

El 2-0 llegó a los 20, cuando Cazares lo dejó solo a Vallejo con un muy buen pase por arriba, y el puntero fusiló a Cavallotti. Pudo haber sido antes, pero definió mal Cauteruccio; o después, pero Vallejo eligió un remate sin ángulo en lugar de una gambeta sobre la salida del arquero.

En La Plata, el Rojo consiguió el pase a los 16vos de final de la Copa Argentina
En La Plata, el Rojo consiguió el pase a los 16vos de final de la Copa Argentina - Créditos: @Ignacio Amiconi

Bolívar se fue entregando de a poco, a medida que lo ganaba la desilusión y el cansancio. Sin la batuta de Roldán apenas le quedó la velocidad de Olivera para preocupar a la defensa del Rojo. El 3-0, que llegó casi por decantación gracias a un rebote que aprovechó Matías Giménez, permitió el desahogo de una hinchada que lleva muchas semanas de padecimiento y ansiaba gritar un festejo, pero dice muy poco respecto al futuro. En la Copa Argentina, espera al ganador del cruce entre Central Córdoba y Comunicaciones.

Independiente celebró el día de su gente con un triunfo cómodo, que no es poco en estos tiempos de malaria. El sábado en el Nuevo Gasómetro y frente a San Lorenzo le espera la vuelta a la realidad, quizás con estreno de técnico. Solo entonces se conocerá el efecto del pequeño bálsamo conseguido en La Plata.

Zielinski, en la pole position para ser el nuevo técnico

Pedro Monzón, actual técnico de la Reserva, se sentó en el banco en el partido de Copa Argentina, pero nada hace pensar que seguirá al frente del Rojo más allá del encuentro del sábado ante San Lorenzo. Los máximos responsables de la entidad se reunirán este lunes para buscar una decisión final, con Ricardo Zielinski en primer lugar para quedarse con el puesto, con un contrato hasta diciembre de este año. Si no es el Ruso, el tema podría diferirse una semana más, ya que el club debería abrir una nueva ronda de negociación con cualquier otro candidato.