Chivas quiere asustar

·2  min de lectura

CIUDAD DE MÉXICO, septiembre 9 (EL UNIVERSAL).- Con 12 puntos por disputar, las Chivas piensan que pueden pensar no sólo en clasificar a la Liguilla vía repechaje, sino meterse entre los primeros cuatro de la competencia. Después del triunfo 1-2 sobre el Tijuana, en el Rebaño están más que optimistas, y el Piojo, Roberto Carlos Alvarado, ya lanzó el reto a los rivales que les falta por enfrentar.

"Vamos a sacarle canas a todos los equipos que nos toquen, que se cuiden todos los rivales que siguen, porque tenemos muchos deseos de demostrar que merecemos portar la camiseta de un equipo como el Guadalajara", mencionó el atacante.

Las Chivas enfrentarán este sábado al Puebla en el estadio Akron; en el mismo recinto, en juego pendiente de la Jornada 9 también serán anfitriones de los Tigres y después tendrán dos rivales capitalinos, el 17 de septiembre en el Clásico Nacional se enfrentarán al América y cerrarán la campaña regular el 1 de octubre contra Cruz Azul.

El "Piojo" afirmó que la actitud y entrega del equipo no han cambiado en nada, pero en la cancha sí hubo una modificación que fue clave para el buen momento del Rebaño Sagrado: Cambiar de la línea de cinco a sólo cuatro defensas. "Nos sentimos mucho más cómodos con línea de cuatro, nos sentimos mucho mejor en el campo, y eso se ha visto en los juegos, tanto en defensa como en ataque".

En lo particular se siente más cómodo como extremo, con Alexis Vega del otro lado y un eje del ataque: "El estar en el campo con Alexis me permite estar más suelto en los encuentros, cuando él se pone en un lugar yo puedo ocupar otro espacio. Pero claro que estoy a las órdenes del técnico, donde tenga que jugar, lo haré...", dijo a Fox Sports.