Carlos Sainz: "La pasión sigue viva"

Punta del Este (Uruguay), 28 nov (EFE).- Dos veces campeón mundial de rally y ganador del Dakar en tres oportunidades, el español Carlos Sainz mantiene viva la pasión que lo motiva a seguir compitiendo.

A sus 60 años y ya listo para afrontar la próxima temporada, el piloto participó por segundo año consecutivo del Rally Extreme-E con el equipo Acciona Sainz XE.

En la ciudad uruguaya de Punta del Este, donde se disputó la última de las cinco etapas de esta prueba para vehículos eléctricos, Sainz dialogó con EFE y no tiene dudas de los motivos que lo llevan a seguir sentándose frente al volante.

"Probablemente la pasión que he tenido toda mi vida por el mundo del motor, el correr en coche. Esa pasión sigue viva y cuando hay un proyecto así nuevo que me hace ilusión como es este, trato de participar y de estar aquí presente", dice.

En el lugar donde los mecánicos trabajan en el automóvil que conduce junto a Laia Sanz -su compañera de equipo- Sainz se concentra y observa todo con detalle.

"Hay que estar muy concentrado. Son pilotos de primerísima línea los que participan en este campeonato. Campeones del mundo de todas las categorías. Aquí se juega en primera división", asegura.

RECUERDOS DEL PASADO

Sainz también aprovecha el momento para dialogar con el expiloto uruguayo Gustavo Trelles, quien al igual que él corrió la temporada 1993 del Campeonato Mundial de Rally en un Lancia.

Para ese entonces, el deportista nacido en Madrid había conquistado el título en 1990 y 1992 con Toyota.

32 años después de esa primera victoria, Sainz dice que una de las diferencias que tiene hoy con el piloto que corrió en ese entonces son "unos cuantos años más".

"Probablemente la misma ilusión, pero obviamente muchos años más y más experiencia", dice el español, que agrega que trata de seguir corriendo con las ganas y la pasión que pone a lo que hace.

Asimismo, relata lo que le diría al Carlos Sainz que conquistó aquellos dos Mundiales.

"Le diría al Carlos Sainz del 90 que a lo mejor hubiese sido mejor tener a veces un poquito más de paciencia. La actitud yo creo que la tenía, la locura la tenía, las ganas las tenía, pero bueno, a veces un poquito más de paciencia", puntualiza.

También afirma que ese piloto para nada se hubiese imaginado corriendo en el 2022 como lo está haciendo.

VISITAR SUDAMÉRICA

Pese a que esta vez no pudo quedarse con la victoria y acabó en el tercer lugar de la temporada 2022 del Extreme-E, Sainz remarca que siempre disfruta mucho cuando le toca correr en Sudamérica.

Fue allí donde ganó dos de sus tres Dakar y también donde conquistó el Rally de Argentina.

"Sinceramente siempre me encontré muy a gusto en una parte del mundo que vive la pasión por los coches de la misma manera que la vivo yo, con mucha intensidad", asevera Sainz.

Y agrega: "Siempre me recibieron con los brazos abiertos en cualquier país de Sudamérica y disfruto mucho corriendo aquí".

Finalmente, el español dedica un tiempo para hablar de su hijo Carlos Sainz, actual piloto de la escudería Ferrari de Fórmula 1.

Remarca la segunda parte de la presente temporada en la que fue "de menos a más" y el final "fantástico" que tuvo.

Al mismo tiempo que añade que su hijo estará en una buena posición en el próximo año, ese que él comenzará con el reto de afrontar una nueva edición del Dakar, un certamen que ya ganó en 2010, 2018 y 2020.

Santiago Carbone

(c) Agencia EFE