Breves de deportes

·3  min de lectura

Urías, por el triunfo que lo meta en el club VIP 20

CIUDAD DE MÉXICO, octubre 2 (EL UNIVERSAL).- Julio Urías está a un triunfo de hacer historia en Grandes Ligas. Con 19 triunfos en 31 aperturas, la noche de este domingo contra Milwaukee, el lanzador mexicano de los Dodgers tiene su última oportunidad de llegar a las 20 victorias y unirse a la exclusiva lista que integran Fernando Valenzuela (en 1986, con 21), Teodoro Higuera (en 1986, con 20) y Esteban Loaiza (en 2003, con 21), como los únicos pitchers tricolores con dos decenas de victorias en una temporada.

Contra Brewers, en el segundo de la serie, el sinaloense de 25 años buscará cerrar con broche de oro una campaña excepcional en la que, hasta el momento, ocupa la octava posición con una ERA de 3.01 y culminará como campeón de triunfos conseguidos, independientemente del resultado de esta noche; Adam Wainwright de los Cardinals es su más cercano perseguidor, con 17 éxitos.

---XXX---

Policía de puños calientes

CIUDAD DE MÉXICO, octubre 2 (EL UNIVERSAL).- El camino de Alberto "El Alacrán" Ruiz en el boxeo se parece al de muchos, al menos de primer vistazo. Empezó a pegarle al costal y a la pera para calmar sus ansias juveniles, pero el tiempo cambió su ruta cuando decidió seguir las huellas de su padre, quien durante toda su vida portó un uniforme de policía.

Motivado por los problemas que su vástago enfrentaba en la escuela, fue él quien lo llevó al gimnasio por primera vez, y sin saberlo, le dio a su hijo, la posibilidad de hacer una elección de vida, de una doble vida que ya rebasó los 14 años.

"El boxeo fue el único deporte que logró calmar esa sangre caliente", acepta Ruiz. "Pero también hubo muchos cambios, al momento que decidí ser profesional supe que debía darle mucho respeto a este deporte. Lo hice, cuando también entré a la corporación de policía", recuerda el púgil, quien acaba de proclamarse monarca internacional de peso ligero, avalado por el CMB.

---XXX---

A Chivas le urge ganar y el Atlas quiere seguir arriba

GUADALAJARA, Jal., octubre 2 (EL UNIVERSAL).- El clásico tapatío tiene tintes de ser uno de esos partidos que será clave en el destino de uno de los dos de sus protagonistas: Por las Chivas, la oportunidad de subir escalones en busca de, por lo menos, estar en los puestos que disputan el repechaje; por el Atlas, hundir más al acérrimo rival y afianzarse en puestos directos de Liguilla.

Y a los desafíos de cada uno de los equipos se suma el del operativo de seguridad que deben aplicar para evitar episodios de violencia como los vividos en otras ediciones de este duelo, o como el de mitad de semana en San Luis, al final del partido Atlético de San Luis contra Tigres.

"En un clásico no importa quién va arriba, se juegan a muerte estos partidos por lo que significan", comentó el guardameta rojiblanco Raúl Gudiño, quien de alguna manera apela al historia frente a los Zorros, con los que no pierden desde el Apertura 2018. "Sabemos que tenemos resultados a favor en este choque, pero tenemos que jugar y demostrar por qué tenemos esa racha a favor".

Nuestro objetivo es crear un lugar seguro y atractivo para que los usuarios se conecten en relación con sus intereses. Para mejorar la experiencia de nuestra comunidad, suspenderemos temporalmente los comentarios en los artículos.