Brasil - Argentina, por las eliminatorias: la reina de América vuelve a tierras brasileñas para acelerar el paso rumbo a Qatar 2022

  • Disculpa el inconveniente.
    Algo salió mal.
    Inténtalo de nuevo más tarde.
·5  min de lectura
En este artículo:
  • Disculpa el inconveniente.
    Algo salió mal.
    Inténtalo de nuevo más tarde.
Paulo Dybala, Lionel Messi, Alejandro "Papu" Gómez, Ángel Di María y Rodrigo De Paul en un momento de bromas durante el último entrenamiento de la selección argentina antes de jugar ante Brasil por las eliminatorias para el Mundial Qatar 2022.
Tato Pagano

Lionel Scaloni dijo este sábado que no le gusta seguir hablando de la Copa América y que no le interesa su invicto de 21 partidos (13 victorias, ocho empates), el segundo más extenso en la historia del seleccionado argentino, detrás del récord de 32 de Alfio Basile, conseguido hace casi tres décadas. El entrenador evita hacer ostentación de un ciclo en el que pasó de novato a perspicaz gestor de una reconstrucción. Es la cabeza visible de un grupo de trabajo en el que las contribuciones de sus colaboradores Walter Samuel, Roberto Ayala y Pablo Aimar son más significativas que lo que dejan trascender la discreción y sobriedad de cada uno de ellos.

Eclipsado el fútbol argentino por el brasileño en el nivel de clubes durante los últimos dos años, el seleccionado dio un golpe jerárquico al levantar la Copa América en el Maracaná. Lo destronó por partida doble: en su emblemática casa le quitó el título que había conquistado en 2019.

Scaloni dijo que Messi "está bien, solo fue un susto", luego de la dura entrada del venezolano Luis Martínez
MIGUEL GUTIERREZ


Scaloni dijo que Messi "está bien, solo fue un susto", luego de la dura entrada del venezolano Luis Martínez (MIGUEL GUTIERREZ/)

Consolidada desde lo futbolístico, la vigilia argentina se vio un tanto sobresaltada con la notificación de la Secretaría de Salud de San Pablo por la situación de Emiliano Martínez, Cristian Romero, Giovani Lo Celso y Emiliano Buendía, los cuatro procedentes de la Premier League. Según las normas sanitarias brasileñas, los viajeros desde el Reino Unido deben cumplir con una cuarentena de 14 días al ingresar a Brasil. En rigor, los cuatro jugadores arribaron desde Caracas, a donde llegaron el lunes desde Londres.

Medios brasileños –Globo, UOL– informaron que los futbolistas argentinos mintieron sobre su lugar de estada en las últimas semanas. La transgresión puede ser castigada con una multa de 2000 reales (385 dólares) o una cuarentena obligada.

Desde la AFA no manifestaron inquietud porque se cumplió con la burbuja sanitaria estipulada por Conmebol. El enredo se hizo mayor porque la Confederación Brasileña de Fútbol advirtió a la Conmebol de la obligación de que los jugadores hicieran cuarentena. Conmebol respondió que los países acordaron los protocolos sanitarios y que el tema debe ser resuelto por el Gobierno brasileño. Más allá de lo que ocurra con esta madeja, en la delegación argentina cuentan con los cuatro jugadores.

Ángel Di María y una imagen para la historia: el festejo del gol de la victoria ante Brasil en la final de la Copa América
JAYSON BRAGA


Ángel Di María y una imagen para la historia: el festejo del gol de la victoria ante Brasil en la final de la Copa América (JAYSON BRAGA/)

Desde otro punto de vista, Brasil es tierra prometida, de sueños cumplidos para este plantel argentino. Cincuenta y seis días después de lo que quedará como una gesta, la Argentina visitará este domingo otra vez a Brasil, dominador de las eliminatorias con puño de hierro (100 por ciento de eficacia en siete fechas). Sin la presencia de público, el Arena Corinthians de San Pablo recibirá el clásico sudamericano a las 16.

Un Brasil-Argentina nunca pasará inadvertido, y más si es por los puntos, pero este choque medirá sobre todo la capacidad de adaptación de ambos a una ventana de eliminatorias muy turbulenta. La composición de los planteles fue un sudoku para los entrenadores por las restricciones de los clubes europeos a la cesión de los jugadores. La Argentina y Scaloni fueron los que salieron más favorecidos al poder disponer de todos los convocados. Scaloni reconoció las irregularidades: “Después de esta fecha FIFA, no se puede continuar así, hay que tomar medidas. No se puede competir de esta manera”. Unas horas más tarde, Tite pidió “sentido común” para la serie de octubre y que “no se rompa la relación igualitaria” entre los equipos.

La situación anómala también incluye la disputa de tres partidos en una semana, con traslados aéreos en el medio. A la Argentina le queda Bolivia, el próximo jueves, en el Monumental, con la asistencia de público –aforo del 30 por ciento– por primera vez en más de un año y medio.

Neymar, en acción ante Paulo Díaz en la victoria de Brasil ante Chile; el delantero es uno de los pocos titulares que le quedaron a Tite
Neymar, en acción ante Paulo Díaz en la victoria de Brasil ante Chile; el delantero es uno de los pocos titulares que le quedaron a Tite


Neymar, en acción ante Paulo Díaz en la victoria de Brasil ante Chile; el delantero es uno de los pocos titulares que le quedaron a Tite

Scaloni trajo tranquilidad sobre el estado de Lionel Messi tras la brutal patada que recibió en Caracas: “Leo está bien, fue un susto grande. La idea es hacer unos cambios, teniendo en cuenta que los partidos son muy juntos”. Difícilmente esas variantes alcancen al capitán. Las variantes, además de los regresos de Cristian Romero y Leandro Paredes tras cumplir las suspensiones, podrían estar en los laterales, con los ingresos de Gonzalo Montiel y Nicolás Tagliafico.

“Los cambios no son por rendimiento, todos nos vienen dando respuestas y soluciones”, expresó Scaloni, consciente de que encontró algo más que una columna vertebral o una formación base. Hay un núcleo de 17 o 18 futbolistas que le permiten una rotación sin que se resienta sensiblemente el nivel. En ocasiones lo potencian, como ocurrió con los Correa (Ángel y Joaquín) en los minutos que jugaron ante Venezuela. La expectativa es similar cuando la oportunidad les llega a Nico González o “Papu” Gómez.

Mientras la alineación argentina se parecerá bastante a la del 1-0 en el Maracaná, la de Brasil está más condicionada por las ausencias: a los nueve futbolistas de la Premier League que no viajaron le debe sumar los regresos de Malcom y Claudinho a Zenit (Rusia) y la suspensión por acumulación de amonestaciones del capitán Marquinhos. Sí tiene a Neymar, al que la Argentina no dudó en frenar con faltas en la final de la copa. El equipo de Scaloni también expone el mejor comienzo histórico del seleccionado en una clasificación mundialista, con un invicto en siete encuentros (cuatro triunfo y tres empates. Superó los registros para los mundiales 2002 y 2006, ambos con un arranque de cinco cotejos sin derrotas.

América ya quedó para la Argentina. Ahora se trata de quién apura más el paso para llegar a Qatar.

Las probables formaciones

  • Brasil: Wéverton; Danilo, Éder Militão, Miranda y Alex Sandro; Gerson, Casemiro y Lucas Paquetá; Neymar, Gabigol y Vinícius Junior o Everton Ribeiro. Director técnico: Tite.

  • Argentina: Emiliano Martínez; Gonzalo Montiel o Nahuel Molina, Cristian Romero, Nicolás Otamendi y Nicolás Tagliafico o Marcos Acuña; Rodrigo De Paul, Leandro Paredes, Giovani Lo Celso y Ángel Di María, Lionel Messi y Lautaro Martínez. Director técnico: Lionel Scaloni.

  • Árbitro: Jesús Valenzuela, de Venezuela.

  • Estadio: Arena Corinthians, de San Pablo.

  • Hora: 16.

  • TV: TV Pública y TyC Sports.

Nuestro objetivo es crear un lugar seguro y atractivo para que los usuarios se conecten en relación con sus intereses. Para mejorar la experiencia de nuestra comunidad, suspenderemos temporalmente los comentarios en los artículos.