El BoJ mantendrá medidas ultraflexibles pese al cambio de Gobierno en Japón

·2  min de lectura

Tokio, 30 sep (EFE).- El gobernador del Banco de Japón (BoJ), Haruhiko Kuroda, señaló hoy que esta entidad mantendrá su política monetaria ultraflexible sean cuales sean las medidas económicas que decida implementar el inminente nuevo primer ministro nipón, Fumio Kishida.

El responsable del banco central nipón afirmó que la entidad seguirá aplicando su estrategia de estímulos monetarios hasta alcanzar su objetivo inflacionista del 2 % tal y como figura en su mandato, durante su intervención en un foro virtual organizado por el Banco Central Europeo (ECB).

"Sea cual sea el tipo de política fiscal, regulatoria o de otro tipo del nuevo Gobierno, nosotros en el Banco de Japón continuaremos manteniendo nuestra política monetaria extremadamente acomodaticia para alcanzar el objetivo de estabilidad de precios en el 2 % lo antes posible", dijo Kuroda.

"Ese es nuestro mandato y no es probable que vaya a cambiar", dijo Kuroda, quien lleva en el cargo desde 2013 y fue nombrado bajo el anterior Gobierno de Shinzo Abe, que coordinó con el BoJ una ambiciosa estrategia de estímulos monetarios, inversión estatal y reformas estructurales que aún no ha dado los frutos deseados.

Ante las continuadas dificultades para alcanzar la tasa de inflación anual deseada debido a la coyuntura interna y a factores externos como la caída de los precios del crudo o el impacto de la pandemia, el BoJ se ha visto obligado a retrasar el plazo de consecución en sucesivas ocasiones y a activar medidas adicionales.

"En el futuro, en los próximos años, debemos alcanzar la estabilidad de precios en el 2 %. Pero en este momento, la recuperación económica y el crecimiento más rápido es el desafío más importante que afrontamos", dijo Kuroda.

El avance de los precios en Japón se mantiene estancado desde hace meses, a diferencia de la aceleración de la inflación que se observa en Estados Unidos y la Unión Europea. El pasado agosto, el índice de precios de consumo en la tercera economía mundial se mantuvo plano respecto al mes precedente.

Kishida, quien fue elegido como nuevo líder del partido gobernante en la víspera y se espera que sea investido como primer ministro el próximo lunes, se ha pronunciado a favor de seguir persiguiendo el objetivo inflacionario, así como de mantener la agresiva política monetaria.

El que será nuevo jefe del Ejecutivo nipón, no obstante, ha afirmado que cambiará el rumbo de las "políticas neoliberales" que Japón viene aplicando desde hace décadas, con vistas a buscar un reparto más equitativo de la riqueza.

Está por ver, una vez Kisihida conforme su nuevo gabinete de Gobierno, si su Ejecutivo modificará de forma significativa en la estrategia económica conocida como "Abenomics" que está en vigor desde hace casi nueve años.

El Ejecutivo de Kishida deberá convocar unas elecciones generales antes de finales de noviembre, cuando acabará la actual legislatura parlamentaria, unos comicios en los que se espera que el partido gobernante revalide su mayoría.

(c) Agencia EFE

Nuestro objetivo es crear un lugar seguro y atractivo para que los usuarios se conecten en relación con sus intereses. Para mejorar la experiencia de nuestra comunidad, suspenderemos temporalmente los comentarios en los artículos.