Boca no pudo con Independiente y perdió por la mínima en un partido caliente

·1  min de lectura

Boca llegaba con 3 partidos seguidos ganando y con chances de quedar tercero en el campeonato si obtenía los tres puntos en Avellaneda, además de que podía subirse a los primeros puestos de la tabla anual, quedando casi adentro de la próxima Libertadores.

Sin embargo, los de Battaglia no pudieron lograr esas metas porque Independiente le planteó un partido muy inteligente y, por una jugada aislada, llegó el gol de Carlos Benavídez en el primer tiempo.

Boca jugó bien y fue protagonista del encuentro, teniendo más del 60% de la posesión y pateando al arco en más de 5 ocasiones. Pero esta vorágine la mantuvo activamente en el primer tiempo, ya que en el complemento casi no atacó, salvo por una jugada sobre el final donde la tuvo Vázquez, quien ingresó promediando el segundo tiempo.

El entrenador de Boca dispuso de 7 cambios respecto al último duelo que tuvo su equipo el pasado fin de pasada en La Bombonera ante Sarmiento de Junín, pero no salieron bien en cuanto al resultado estos cambios tácticos porque por el gol de Benavídez, el Xeneize cayó por la mínima, quedando quinto en el torneo y en la tabla anual.

Sobre el final, el clásico se puso picante por la expulsión de Carlos Izquierdoz, quien le dio un codazo a Togni cuando el jugador de Independiente pateó lejos una pelota que le correspondía a Boca.

Nuestro objetivo es crear un lugar seguro y atractivo para que los usuarios se conecten en relación con sus intereses. Para mejorar la experiencia de nuestra comunidad, suspenderemos temporalmente los comentarios en los artículos.