Boca igualó con Corinthians: definirá su clasificación en la última fecha

  • Disculpa el inconveniente.
    Algo salió mal.
    Inténtalo de nuevo más tarde.
  • Disculpa el inconveniente.
    Algo salió mal.
    Inténtalo de nuevo más tarde.
·2  min de lectura
En este artículo:
  • Disculpa el inconveniente.
    Algo salió mal.
    Inténtalo de nuevo más tarde.
  • Disculpa el inconveniente.
    Algo salió mal.
    Inténtalo de nuevo más tarde.

En el estadio Alberto J. Armando y por la anteúltima jornada del grupo E de la Copa Libertadores, Boca Juniors igualó 1-1 contra Corinthians.

El punto deja con sabor a poco al Xeneize, que hizo méritos para quedarse con la victoria, pero no pudo concretar sus situaciones de gol y, si Deportivo Cali derrota el jueves a Always Ready, estará obligado a vencer al conjunto colombiano en la última fecha en La Bombonera para avanzar a los octavos de final.

La visita rompió el cero apenas pasado el primer cuarto de hora de acción. Luego de un córner desde la derecha, la pelota le quedó a Raul Gustavo. El defensor alcanzó a pasársela a Du Queiroz y el volante definió sutilmente de primera, dejando sin respuestas a Agustín Rossi.

El local sintió el impacto del tanto, pero después de unos minutos se acomodó en el juego y comenzó a imponer condiciones. En su afán de ser un equipo corto, los brasileños adelantaron demasiado su última línea y los dirigidos por Sebastián Battaglia explotaron constantemente esta falencia para generar ocasiones de peligro.

De todos modos, el empate terminó llegando a través de un despeje de un centro a los 42'; Carlos Zambrano se elevó y de cabeza asistió a Darío Benedetto, quien controló con un toque y sacó un remate cruzado con su pie hábil que se encontró con la red.

En el complemento, los argentinos acentuaron su dominio. Se adueñaron del mediocampo y encontraron espacios de sobra en el último tercio para lastimar al rival, pero pagaron caro la falta de contundencia.

A falta de 20 minutos para el desenlace, se produjo una gresca generalizada debido a que Boca no le devolvió el balón a Corinthians después de que Cássio lo tirara afuera a propósito para que asistieran a un compañero. En el medio del conflicto, Víctor Cantillo empujó a Pol Fernández y fue expulsado.

En el tramo final, el elenco argentino arrinconó al comandado por Vítor Pereira y Eduardo Salvio, tras una gran jugada de Óscar Romero, desperdició una inmejorable oportunidad para conseguir el triunfo.

Foto: Marcelo Endelli/Getty Images

Nuestro objetivo es crear un lugar seguro y atractivo para que los usuarios se conecten en relación con sus intereses. Para mejorar la experiencia de nuestra comunidad, suspenderemos temporalmente los comentarios en los artículos.