Carlo Ancelotti piensa tomar todas las precauciones necesarias contra la Juve

Mundo Madridista

Toni Kroos ha asegurado que Ancelotti es italiano y conoce muy bien a la Juve.

Hace dos semanas, el propio Carlo Ancelotti aseguraba que en cuartos de final, contra el Atlético Madrid, quizás podían valer dos empates para pasar la elimantoria.

El tema es claro: Ancelotti gusta de jugar con un 4-3-3 y hacerlos, como el mismo dijo a su llegada a Madrid, "de manera espectacular", pero al fin de cuentas, lleva el Catenaccio en las venas, es discípulo de Sachhi, y el achique es algo con lo que convivió durante más de 15 años de carrera.

Por eso, ante la Juventus, el técnico no quiere correr ningún riesgo, y ante la imposibilidad de contar con su mejor defensa (así considera a Luka Modric, el único jugador capaz de recuperar balones y no perderlos...jamás), parece dispuesto a echar el candado atrás y dejar que los genios --vease, James, Ronaldo y Bale-- hagan de las suyas en ataque.

El mísmisimo Fabio Capello comentaba hace una semana al diario español Marca que veía favorito al Real Madrid y al FC Barcelona, "sobre todo por su seguridad ofensiva", pero lo cierto es que un Celta de Vigo desatado en ataque le endosó dos goles en Balaídos, y el Sevilla estuvo cerca de empatar a tres en el Sánchez Pizjuan.

De ahí que Ancelotti esté tomando cartas en el asunto. Tras probar con Ramos en el mediocampo ante el Atlético Madrid, el experimento volvió a funcionar ante el Sevilla, por lo que el de Camas cerrará por delante de Varane y Pepe, para tapar así las subidas de segunda línea de Arturo Vidal, además de hacer las coberturas a Bale y Carvajal en la banda derecha.

Pero es que además, Ancelotti se plantea dar entrada a Coentrao por Marcelo en el lateral izquierdo. El suizo Lichtsteiner es un portento por la derecha de la Vecchia Signoria, jugando en un 3-5-2, es capaz de manejarse sobradamente por toda la banda, y tras lo mucho que sufrió Marcelo ante Alix Vidal en Sevilla --el extemo le ganó siempre la espalda al brasileño-- la entrada de Fabio Coentrao podría servir para asegurar ese lado del terreno.

Además, el portugués no ha jugado mucho pero, como hiciera el año pasado, ha disputado algunos de los partidos más importantes de la temporada y los ha finiquitado todos con nota alta. Cabe recordar que el camino a Lisboa el año pasado empezó con una jugada estelar de Coentrao para que Benzema finiquitara en el segundo palo el 1-0 de la ida de semifinales de la Champions League ante el Bayern Munich.

Así las cosas, podríamos estar ante el partido más italiano del campeonato, y al final, seguramente, el mejor ataque será el que defina quien pasa a la final.

También te puede interesar:

El mejor Benzema, siempre con Francia

Cristiano Ronaldo se moja por la ELA

Kroos y otros debuts soñados de jugadores del Real Madrid

Qué leer a continuación