Desde la redacción. Columnistas, opinión y crítica

Ozzie reconoce que cometió el peor error de su vida

Ozzie Guillén, mánager de los Marlins de Miami, compareció a una rueda de prensa en la que ofreció disculpas sobre sus desafortunados comentarios en los que profesaba su agrado por Fidel Castro.

Miami Marlins manager Ozzie Guillen listens to a question at a news conference at Marlins Park in Miami, Florida …

Guillén reconoció que había cometido el peor error de su vida y dijo sentirse apenado y avergonzado con la comunidad cubana y latinoamericana en general, explicó que sentía en su corazón que había traicionado a su gente. "No fui capaz de mirar a los ojos a los representantes de la comunidad cubano americana de Miami, me sentía demasiado avergonzado por mi error para mirarles a los ojos, le hice daño a muchas personas."

El manager venezolano aceptó con humildad la decisión de la dirigencia de los Marlins de suspenderlo por cinco partidos y se mostró interesado en visitar a la mayor cantidad de cubanos dueños de negocios alrededor del nuevo estadio, ubicado en la Pequeña Habana, que protestan y piden su despido, con el fin de expresarles sus sinceras disculpas.

Guillén dijo que sus comentarios en inglés habían sido malinterpretados y que jamás dijo que adoraba a Fidel Castro. "No puedo adorar a un hombre malvado que ha hecho sufrir a tanta gente y ha asesinado a tantos inocentes, estaba pensando en español y dije mal las cosas en inglés, sacaron de contexto mis palabras."

Miami Marlins manager Ozzie Guillen speaks at a news conference at Marlins Park in Miami

El manager aseguró que a partir de hoy jamás volverá a referirse de ninguna a manera a temas políticos, se declaró ciudadano de Miami para siempre y ratificó que no apoya ni a Fidel Castro ni a Hugo Chávez. "Jamás he sido amigo de Chávez, trabajo para la organización Polar y escribo para un periódico antichavista, mi mejor amigo es el máximo opositor de Hugo Chávez, prefiero morir que votar por Chávez, hoy votaría por Capriles."

Ozzie pidió una segunda oportunidad, dijo que no se consideraba un tonto por sus comentarios y agradeció a sus jugadores por el apoyo. Guillén pidió a los aficionados que no tomaran represalias contra el equipo, pues el error había sido personal y los Marlins no tenían nada que ver.

Cargando...