Barclay Brown, el golfista amateur que sorprende en el Abierto Británico

·6  min de lectura
Barclay Brown reconoce a la multitud después de un birdie en el hoyo 17 durante el primer día del 150 Open en St Andrews Old Course
Barclay Brown reconoce a la multitud después de un birdie en el hoyo 17 durante el primer día del 150 Open en St Andrews Old Course - Créditos: @Richard Heathcote

Se llama Barclay Brown. Hace 21 años nació en South Yorkshire, cerca de Sheffield, Inglaterra. Al menos hasta hoy suma apenas algo más de 2600 seguidores en Instagram. Y es, además, la gran sorpresa de la primera vuelta del British Open de golf.

Este joven golfista amateur no imaginó, ni en sus mejores sueños un estreno como el de este jueves en el Old Course de Saint Andrews. Con 68 golpes (4 bajo el par, gracias a dos birdies en la ida y tres birdies contra un bogey en la vuelta) quedó bien posicionado para superar el corte y seguir en competencia, algo que recién se definirá este viernes. Por el momento, comparte el cuarto puesto, a cuatro del líder, el estadounidense Cameron Young.

Brown, estudiante de la Universidad de Stanford, seguramente todavía no terminó de asimilar lo evidente: que está compitiendo en el Open Británico, justo en su edición número 150. Con todo lo que ello significa. En medio de la polémica por la grieta del golf, entre la PGA y la LIV Golf Series (la millonaria liga saudita), Barclay se desentiende de la controversia y se focaliza en su golf.

Estoy muy satisfecho con lo realizado. Es muy agradable”, declaró Barclay, a quien le apuntaron todas las cámaras. Es, sin dudas, el rostro infrecuente. La historia distinta. “Afortunadamente, pude mantenerme relativamente libre de estrés”, confesó.

Barclay Brown, debutante amateur en el British Open 2022
Barclay Brown, debutante amateur en el British Open 2022 - Créditos: @Harry How

En declaraciones que consigna el sitio golfdigest.com, Brown reconoció: “Estaba increíblemente nervioso al principio, pero una vez que atravesé los primeros dos hoyos, fue bueno calmarme un poco y hacer varios buenos golpes”.

El camino de Barclay Brown hasta The Open fue vertiginoso. Empleó 140 tiros, 4 bajo par, que le permitieron avanzar a través del clasificatorio de 36 hoyos en el Hollinwell Golf Club de Inglaterra. Acto seguido, se unió a la selección inglesa para practicar en el Royal St. George’s, un espacio ideal para que trabaje y se entrene en un campo de golf antes de llegar a St. Andrews, un mítico escenario.

El número 46 del Ranking Mundial de Golf Amateur más reciente viene de una temporada universitaria en la que obtuvo segundos puestos en el Campeonato Pac-12 y el Regional NCAA. En su carrera, tiene una victoria (2021 Cowboy Classic) y ocho resultados entre los 10 primeros junto con un promedio de golpes de 71.71.

Los 68 de este jueves lo ubican en una buena posición. Si se lo compara con novatos de otras ediciones, bien puede ilusionarse con seguir en competencia. En 2015 en St. Andrews, el estadounidense Jordan Niebrugge disparó un 67 para colocarse a dos del líder, mientras que el tiro de ronda más bajo de un aficionado en un Abierto fue el 65 de Tom Lewis en 2011, en Royal St. George’s.

El mejor momento de Brown en su tarea de este jueves llegó en el difícil hoyo 17, donde golpeó lo que describió como el mejor drive del día: se acercó 131 yardas al hoyo y luego remató un birdie infrecuente en el Road Hole. Eso despertó los aplausos de quienes seguían a quien en ese momento ya era la figura destacada de la jornada en el legendario torneo.

Otra de las tareas destacadas de este jueves fue la del estadounidense Cameron Young, que marcó en su tarjeta 64 golpes (-8, consecuencia de 5 birdies en los primeros 9 hoyos y otros 3 en la vuelta). Con ese score producto de una labor sin fisuras, Young quedó transitoriamente al frente del certamen. A dos golpes se ubica uno de los grandes favoritos: el norirlandés Rory McIlroy, con 66 (-6). Siete birdies contra un bogey marcaron su recorrido inicial, para mantenerse al acecho. Es clave un buen comienzo para no quedar relegado en la primera mitad del certamen. Luego, con 67 (-5), se ubica el australiano Cameron Smith, que bajó el par en seis hoyos y cometió un bogey.

En cambio, no fue auspicioso, el regreso de Tiger Woods a St. Andrews. Cerró los primeros 9 hoyos con +5 (41), producto de dos doble bogeys (en los hoyos 1 y 7), dos bogeys y un solo birdie. El estadounidense, uno de los favoritos de la gente, buscaba mejorar en el trayecto de regreso. Y parecía conseguirlo con el birdie en el 10. Pero fue algo circunstancial. Si bien bajó también en el 14, cometió tres bogeys en el 11, 13 y 16. Así, cerró con 78 golpes (+6) y se ubicó en el puesto 146°, por el fondo de la clasificación.

La representación argentina cuenta con las actuaciones de Emiliano Grillo y Jorge Fernández Valdés. Grillo se clasificó a último momento para Saint Andrews, al culminar 2° en el John Deere Classic. Traía el antecedente del 12° puesto en Royal St George’s 2021 y una genuina sensación interna de la reconstrucción de su juego, en una temporada que hasta entonces había sido mayormente floja. No fue el mejor comienzo: selló un score de 78 (+6) y está 146°, junto con Woods. Cometió cinco bogeys, un doble bogey y logró un birdie.

Asimismo, el cordobés vive un momento mágico porque se trata de su primer torneo grande, beneficiado por haber salido campeón en el VISA Open de Argentina, un pasaje que consiguió en diciembre pasado en el campo de Nordelta.

El tiro mágico desde el búnker

Como parte de los 18 hoyos iniciales del torneo, marcó una curiosidad lo que le ocurrió al coreano Si Woo Kim en el difícil hoyo 17. Con el score total en -3, con su segundo tiro fue a parar a uno de los temibles búnkers que rodean los greens, auténticas trampas de arena. En su primer intento, el jugador asiático no pudo evitar la desazón: la pelota volvió a caer en la arena tras pegar en una de las paredes. Pero tuvo revancha: lejos de caerse anímicamente o desequilibrarse, embocó con su cuarto golpe y celebró un gran par.

La baja de Rose

El inglés Justin Rose, lesionado en la espalda, es baja de la 150ª edición del British Open de golf, que comenzó este jueves el recorrido de Saint Andrews, según anunciaron los organizadores.

El campeón olímpico de Rio en 2016 y vencedor del US Open 2013, que debía comenzar en la décima partida junto al italiano Francesco Molinari y el inglés Tommy Fleetwood, fue sustituido a última hora por el japonés Rikuya Hishino.

mejoaEn cambio, no fue auspicioso, al menos en su trayecto de ida, el regreso de Tiger Woods a St. Andrews. Cerró los primeros 9 hoyos con +5 (41), producto de dos doble bogeys (en los hoyos 1 y 7), dos bogeys y un solo birdie. El estadounidense, uno de los fala gente, buscab cab ab b

Nuestro objetivo es crear un lugar seguro y atractivo para que los usuarios se conecten en relación con sus intereses. Para mejorar la experiencia de nuestra comunidad, suspenderemos temporalmente los comentarios en los artículos.